Propiedades de las Semillas de Uva

¡No tires las pepitas cuando comas uvas!. Están cargadas de propiedades y beneficios. Conócelas en esta nota.

Semillas de Uva: Propiedades y Beneficios

Seguramente cuando tomas el racimo y comes las uvas terminas escupiendo las pepitas que tiene dentro. Pero te sorprenderá conocer todas las propiedades de las semillas de uva que puedes aprovechar.

Beneficios y propiedades de las semillas de uva. Beneficios de las pepitas de uva. Cómo consumir semillas de uva

© Depositphotos.com/joannawnuk

Aprovecha las propiedades de estas semillas consumiendo la fruta entera, masticando bien antes de tragar, y con el estómago vacío.

Presentan una gran cantidad de antioxidantes que combaten la acción de los radicales libres y previenen el envejecimiento celular prematuro. Esto hará a tu piel más libre de arruguitas, ayudarán a tratar la psoriasis y el eccema, y también aliviará la función y acelerará la recuperación de órganos y músculos, dejándolos en óptimo estado. Y por ser antioxidantes, evitan el envejecimiento prematuro de las células cerebrales, previniendo males neurodegenerativos como el Alzheimer, el Parkinson, la demencia y otros.

Las pepitas de uva poseen buena cantidad de Vitaminas de los grupos C y E, y betacarotenos, ayudando en la circulación sanguínea y depuración de la sangre; también en los procesos de desintoxicación y el combate a los efectos nocivos de la contaminación (ambiental, del cigarrillo y otras). Además, depuran los intestinos. Una mejor circulación, además, se traduce en menos retención de líquidos, menos desarrollo de várices, hemorroides (almorranas), y menos inflamación en miembros inferiores.

Propiedades y nutrientes de las semillas de uva. Qué beneficios tiene consumir semillas de uva? Nutrientes de las pepitas de uva

Si vas a consumir semillas de uva naturales en lugar de cápsulas, extractos o aceites, asegúrate de elegir uvas orgánicas bien lavadas.

Otros beneficios de las pepitas de uva

Por su contenido de bioflavonoides, las pepitas de uva fortalecen los conductos sanguíneos, manteniendo el sistema cardiovascular fuerte y previniendo enfermedades cardíacas. Ya que son energizantes naturales, te ayudarán a aliviar fibromialgias y el agotamiento muscular, acelerando la recuperación de los tejidos luego de esfuerzos o entrenamientos.

Entre las propiedades de estas semillas también se incluyen acciones antibacteriales y antiinflamatorias, ayudando en el tratamiento y prevención de la dermatitis, la artritis, sinusitis, colitis, gastritis y un sinfín de enfermedades de tipo inflamatorio o provocadas por bacterias, principalmente en la piel (como ciertos tipos de acné). Por otro lado, también tienen propiedades antihistamínicas (antialérgicas), previenen las úlceras, fortalecen las células oculares, detienen el desarrollo de las cataratas y la degeneración macular, favorecen el crecimiento del cabello (combatiendo también la alopecia), fortifican los pulmones y previenen enfermedades como el enfisema, mejoran el estado de los riñones y previenen condiciones renales, fortifican el hígado y ayudan a evitar problemas hepáticos como la cirrosis.

Cómo consumir semillas de uva

Aunque en el mercado encontrarás el extracto en cápsulas, siempre lo natural es mejor. Las malas prácticas agrícolas pueden dejarte con pepitas de uva cargadas de pesticidas contaminantes, por lo que asegúrate de consumirlas orgánicas (en lo posible), mascándolas muy bien antes de tragar, acompañando con suficiente agua, o machacándolas dentro de licuados, postres y otros.

"Las pepitas de uva poseen buena cantidad de Vitaminas de los grupos C y E, y betacarotenos, ayudando en la circulación sanguínea y depuración de la sangre."

Lo mejor es comer las uvas enteras con el estómago vacío, esperando 25 minutos antes de ingerir otro alimento. Para aprovechar mejor los nutrientes y propiedades de las pepitas de uva, se recomienda ingerir unos 300 miligramos diarios, o una taza de uvas enteras unas dos horas luego de cada comida.

"Puedes consumir semillas de uva mascándolas muy bien antes de tragar, acompañando con suficiente agua, o machacándolas dentro de licuados, postres y otros."