Posiciones y posturas correctas durante el embarazo

El peso de la panza y la incomodidad de alguna de las situaciones del embarazo pueden hacer que fuerces tu postura. Esto aumenta los dolores y puede ser perjudicial para tu salud.

Cómo mantener una buena postura en el embarazo

Consejos para mantener una buena postura en el embarazo

Mantener la buena postura durante el embarazo es fundamental para no aumentar los dolores naturales que se padecen por el aumento de peso y la posición del abdomen. Y aunque no parezca, es probable que hasta mientras duermes te pongas en una mala postura.

Posiciones y posturas correctas durante el embarazo
Mantener la buena postura durante el embarazo es fundamental para no aumentar los dolores naturales

Aprender a cuidarte y a verificar cómo es la posición correcta ayudará a pasar el embarazo sin mayores dolores musculares, permitiéndote descansar mejor y previniendo futuros problemas después del parto.

Postura cuando estás de pié durante el embarazo

Practica frente al espejo para observar la correcta posición del cuerpo. Por ejemplo, los pies deben estar completamente apoyados y paralelos; las rodillas apenas flexionadas para evitar que soporten todo el peso del cuerpo, y la cintura no debe estar hacia atrás sino centrada con el cuerpo. Para chequear la correcta posición, coloca las manos sobre tu zona lumbar y comprueba que no está flexionada. Cuida mucho de no arquear la columna.

Es muy importante que la espalda esté relajada y con los hombros lo más bajo posible, pero sin forzarlos. La cabeza, balanceada sobre la columna; generalmente tenderás a mirar hacia abajo, evita esto relajando las mejillas y la garganta.

Si trabajas de pie, apoyarte sobre algún objeto hacia adelante no es la mejor idea, la intención es curvar la espalda lo menos posible, cosa que también debes cuidar mientras realizas las labores diarias en el hogar.

Postura al caminar estando embarazada

Por mucho que pese la panza, procura caminar con los pies en paralelo, no arrastrándolos o llevándolos hacia afuera. Utiliza calzado cómodo si quieres usar tacos, recuerda que el balancear tu centro de gravedad, se recomienda que no sea mayor a 5 cm.

No te curves al caminar, y mueve los brazos a los costados del cuerpo porque ayudarán a mantener el balance.

Si vas de compras, intenta no cargar bolsas pesadas, y si tienes que hacerlo, que el peso sea balanceado entre ambos lados para evitar caerte.

Procura no agacharte hacia adelante, siempre hacia abajo, es decir: flexiona las rodillas y mantén la espalda derecha.

Posición correcta cuando te sientas o te levantas

La espalda derecha es la clave en todas las posturas. Cuando te sientes, rota los hombros hacia atrás y déjalos caer para que tomen su postura natural. Si te sientas en el piso, intenta encontrar un lugar dónde apoyar la espalda, y siempre ten cerca un punto fijo dónde apoyarte para no forzarte al pararte.

Al levantarte de la cama, hazlo de costado y apóyate en los brazos. Usar almohadones entre las piernas puede ayudarte a descansar mejor.

"Practica frente al espejo para observar la correcta posición del cuerpo."

'

"Por mucho que pese la panza, procura caminar con los pies en paralelo, no arrastrándolos o llevándolos hacia afuera."