Cómo eliminar los depósitos de grasa del horno

Eliminar depósitos de grasa del horno

Los depósitos de grasa en el horno son, virtualmente, inevitables. Ya sea en el interior del horno o en la zona de los quemadores (las hornallas), cuando cocinamos las grasas saltan, burbujean, o se evaporan trasladándose a toda la superficie. Aquí te contamos algunos trucos para eliminar los depósitos de grasa, sin dedicar toda una tarde a frotar hasta quedar exhausto.

Trucos para quitar los depósitos de grasa del horno

Lo mejor es limpiar las manchas en fresco, es decir, cuando aún no se han enfriado del todo. Pero debemos ser honestos aquí: la gran mayoría de nosotros dilatamos la ejecución de esta tediosa tarea, haciendo que la limpieza del horno sea dos veces más pesada cuando finalmente la llevamos a la práctica.

Por un lado, puedes realizar la tarea de esfuerzo. Calienta un poco el horno (sin excederte, para evitar quemaduras y accidentes) y frota con una esponja de acero (lana de acero, estropajo, lana de bronce) humedecida en agua cálida. Puedes ayudarte con limpiadores en polvo para frotar y limpiar la superficie, y también puedes utilizar líquidos antigrasa, zumo de limón o vinagre blanco calientes (o cálidos). Esta tarea conlleva demasiado esfuerzo, pero rinde sus buenos frutos. Luego, simplemente aclaras con agua.

El bicarbonato de sodio también te puede ayudar a eliminar depósitos de grasa del horno. Lo espolvoreas por toda la superficie a limpiar, y luego frotas con un cepillo de cerdas firmes humedecido en zumo de limón o en vinagre blanco de alcohol. La mezcla de los componentes producirá una efervescencia capaz de disolver y aflojar los depósitos de grasa, dejando un horno como nuevo al finalizar la tarea. Esta será una manera muy natural de limpiar el horno, respetando al medio ambiente.

Otra estrategia menos agotadora para limpiar el horno es mediante limpiadores químicos comerciales, que podrás hallar en el mercado a precios muy accesibles. Los hay en caliente (esto es: los aplicas y debes encender el horno para que actúen), aunque tienen la contra de emitir muchos vapores tóxicos, sin mencionar que dejan un desagradable aroma que puede perdurar por algunos días.

Pero también podrás hallar limpiadores del horno en frío, que simplemente se rocían en toda la superficie (por dentro, por fuera o por encima), y se forma una espuma blanca en la zona. Debemos dejar actuar durante no menos de 30 minutos (lee las instrucciones del fabricante para asegurarte), y luego repasar con un paño húmedo, aclarándolo constantemente en agua tibia. Esta limpieza será sumamente efectiva, sin embargo, debes realizarla con las ventanas abiertas y buena ventilación en la cocina, tanto durante como también apenas después.

Para eliminar depósitos sólidos de grasa en la zona de los quemadores, utiliza vinagre blanco de alcohol. Humedece un trapo y frota la zona, o reposa el trapo humedecido sobre la mancha, deja actuar, y luego retira. También puedes frotar con un trapo suave embebido en aceite vegetal en crudo, que te ayudará a aflojar la mancha. Luego, repasa y limpia con un paño embebido en vinagre blanco o en zumo de limón.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista con consejos e ideas para crear una Navidad mágica, en familia y con amigos, llena momentos inolvidables.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo eliminar los depósitos de grasa del horno, te sugerimos que visites nuestra sección Orden y Limpieza.

Esta nota te fue útil?
33 valoraciones.
El 82% dice que es útil.

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social