Cómo Sentirte Bien Contigo Misma

¿Quieres conocer los mejores secretos para ser más inda y sentirte de lo mejor? Aquí te los contamos, ¡para que disfrutes más de tu propio ser!

Claves para sentirte mejor contigo misma. Consejos para sentirte bien contigo misma.

Ser más linda no depende de cirugías ni maquillajes, sino de aprender a sentirte mejor contigo misma.

Tips para Sentirte Mejor Contigo

No sólo las operaciones, inyecciones y largas sesiones de maquillaje te hacen ser más linda, al menos verte “mejor”. Se trata, en cambio, de la actitud que tengas, del amor propio con el que te conduzcas por la vida, y de que aprendas a aplicar estos simples tips para sentirte bien contigo misma, recordando qué es lo que realmente embellece.

"La belleza física puede cambiar, mejorar o empeorar, y nunca superará lo que “luces” por dentro, como tu inteligencia, tu confianza, seguridad y amor por ti misma."

Considera lo importante

Seguro que la belleza física es notoria, tal vez hasta importante en estos tiempos modernos. Lo sabemos, pero también lo valoramos por lo que en verdad es. La belleza física puede cambiar, mejorar o empeorar, y nunca superará lo que “luces” por dentro, como tu inteligencia, tu confianza, seguridad y amor por ti misma.

Son dos “frentes de batalla”. Por un lado necesitas cultivarte, aprender a valorar lo que es en verdad especial en ti: tus mejores rasgos. Por otro lado, debes aprender a cuidar de tu cuerpo, dándole una alimentación saludable, haciendo ejercicio (al menos poniéndote en movimiento), pues el bienestar es el mejor remedio para la belleza. La salud interior se refleja en el exterior, y cuando te gusta lo que ves en el espejo, se eleva tu espíritu hasta las nubes.

Consejos para sentirte bien contigo misma. Cómo sentirme bien conmigo.

Mírate al espejo y sonríe. Busca tus virtudes internas y externas. ¡Eres un ser grandioso!. Enamórate de ti misma día tras día.

© Depositphotos.com/massonforstock

6 consejos para sentirte bien contigo misma

Cada mujer tiene sus propios secretos de belleza, tanto tratamientos y mascarillas para hacer un exterior más atractivo, como técnicas y actividades que la hacen brillar desde el interior. Sin importar cuáles sean los tuyos, te sugerimos algunos que puedes sumar a partir de hoy, y crear así un mañana más resplandeciente:

1. Rescata tus mejores rasgos: Cada día, cada mañana, cuando sea, aprende a mirarte al espejo y entrénate en no apreciar sólo las imperfecciones (esos kilitos de más, esas arruguitas, lo que sea), sino busca cada día algo bueno de tu exterior. Puede ser lo mismo cada mañana, o algo que veas en particular. Ya sabes: “hoy mi cabello luce fenomenal” o “la luz de este día hace que mis ojos brillen más”. Aprecia ese detalle particular que te gusta, y no dejes de mirarte hasta que la encuentres.

2. Busca en tu interior: De igual manera, busca eso que hay dentro de ti que te hace especial. Valora cada día que eres una mujer inteligente, independiente, segura, que alcanzas logros, cumples metas, que vas a por lo que te propones o, siquiera, que eres una amiga sensacional, una fiel compañera, una madre dedicada o la mejor cocinera de patatas fritas del mundo entero. Recuerda cada día eso que te hace única y especial para sentirte mejor contigo misma.

3.  Sonríe: Es una terapia comprobada, gratuita, y que puedes hacer en cualquier momento y lugar, ¡y hasta por el tiempo que quieras!. Al reír el cerebro “interpreta” que tu vida está bajo control, y que eres feliz, en cualquier circunstancia. Así, libera hormonas que aumentan tu felicidad y promueven la salud, se eleva el ritmo cardíaco (con lo que hay mejor nutrición celular), previene la acción de los radicales libres que provocan el envejecimiento prematuro, y reduces el estrés, entre tantos otros beneficios. Sólo se necesita 30 segundos ininterrumpidos de sonrisa.

4. Arréglate: Todos los días, y aunque no vayas a salir de casa. Pasa algunos minutos acomodando tu cabello, usa maquillaje si quieres, ponte tus anillos, brazaletes y pendientes favoritos aunque tu agenda sólo indique que debes ir a la tienda y de regreso a casa. Recuerda: cuando te ves bien en el espejo, te sientes mejor contigo misma, y es un círculo virtuoso que sólo tiene beneficios para convidarte.

5. Trátate como si fueras tu “otra mitad”: No esperes a que tu pareja te haga feliz, ni menos: hasta encontrar a alguien que te haga sentir bien, ¡sé tu propia Hada Madrina!. Date regalos y premios cuando alcances un logro, compra flores sólo para ti, prepara tu comida favorita y sírvela en una bella mesa, incuso si vas a comer sin más compañía que tu propio ser. Después de todo: eres la relación más larga que has tenido, y la única persona que, pase lo que pase, estará a tu lado por el resto de tu vida.

"No importa qué sea, recuerda cada día eso que te hace única y especial para sentirte mejor contigo misma."

6. Aprecia la realidad: Tú eres tú. Con tus defectos y con tus virtudes, con tus aciertos y con tus fallos… con tus puntos “feos” y “lindos” por igual. No te compares, en especial con los dictámenes de la moda que marcan supermodelos cuyo trabajo es lucir cuerpos de fantasía. No te fijes en tus fracasos, sin antes haberte fijado en tus aciertos el doble del tiempo. No te pienses “menos que…”, de igual modo que no te pienses “más que…”. Eres quien eres, a veces más, a veces menos, y muchas veces igual, aunque diferente.

Recuérdalo, valora lo que es tu realidad y no tu fantasía, busca siempre lo bueno que hay en ti, cultiva la buena salud y apréciate cada día por dentro y por fuera para sentirte mejor contigo misma. 

Escrito por: Eugenia

Gracias por leer Cómo Sentirte Bien Contigo Misma, si te gustó este artículo, suscribete a cualquiera de nuestras redes sociales y recibe publicaciones destacadas todos los días.

Comparte

Tú opinión

Esta nota te fue útil?

Seguir