Cómo establecer relaciones sinceras y honestas

Una frase que puede decorar esta nota es: "cosecharas lo que siembres". Para lograr relaciones sinceras y honestas debemos comenzar por nosotros mismos, y saber elegir a quien ofrecerles lo que queremos que nos den.

83% de votos positivos

Qué son las relaciones humanas

Las relaciones humanas son lo que nos da forma. La primera relación, honesta sincera y colmada de amor, la debemos tener con nosotros mismos. Pero a partir de entonces, debemos procurar buenas relaciones familiares, sociales y de todo tipo, en la búsqueda de una vida plena y satisfactoria.

Cómo establecer relaciones sinceras y honestas

El ser humano es un ente social, y fuera de la sociedad (de alguna sociedad), simplemente perdería su condición. Ya no sería igual, después de todo: el hombre no logra subsistir, a partir del nacimiento, sin la presencia de al menos una persona más: quien lo alimente, proteja y cobije.

De ese mismo modo, las relaciones son lo que nos configura dentro de una modalidad de acción. El entorno que nos rodea está colmado de personas, y hasta la fecha nadie ha subsistido por su cuenta. Algunos aventureros y excursionistas lo logran por algún tiempo, claro, y son seres dignos de admiración por su determinación.

Aunque un monje budista logre vivir en soledad y silencio en la cima de una montaña por décadas, debes hacerte una pregunta sencilla: ¿es esa la vida que quieres para ti?. Si vives en la cima de una montaña abandonada y solitaria, quizás no te quede más opción. Pero si estás leyendo esta nota, seguramente es porque te interesa lograr buenas relaciones.

"Aunque muchas relaciones laborales no se suceden por elección sino por conveniencia y necesidad, evalúa las relaciones sociales y familiares que quieras tener, y ve a por ellas."

Cómo lograr relaciones sinceras y honestas

  • Para lograr buenas relaciones debes ser sincero, pero ante todo, debes ser honesto contigo mismo. Aunque muchas relaciones laborales no se suceden por elección sino por conveniencia y necesidad, evalúa las relaciones sociales y familiares que quieras tener, y ve a por ellas.
  • No te rodees de personas con las que en verdad tu corazón no quiere compartir. Esto sólo te llevaría a vivir una vida peor de la que quisieras, y diferente a la que mereces.
  • Se sincero también con quienes te rodean. Date por completo, siempre actuando con respeto y acorde a la moral y a lo legal. Convida a tus colegas, amigos y familia con lo que en verdad eres o, mejor dicho: con la mejor versión de ti.
  • Aunque estés aburrido, frustrado, triste o enojado, procura sacar a la luz tu mejor lado para compartirlo con quienes te interesa compartirlo, de corazón.
  • Ser honesto, sincero y abierto invitará a que los demás sean de la misma forma contigo. No tienes nada por perder, y todo por ganar: nada menos que saludables relaciones humanas, de todo tipo. Y esa es, justamente, la meta a alcanzar para vivir una vida plena y saludable.

"La primera relación honesta sincera, la debemos tener con nosotros mismos. Pero a partir de entonces, debemos procurar buenas relaciones familiares, sociales y de todo tipo, en la búsqueda de una vida plena y satisfactoria."