Cómo Mejorar un Mal Clima Laboral

¿Se puede Mejorar un Mal Ambiente Laboral?

A veces creemos que no es posible mejorar un mal clima laboral y que las cosas irán de mal en peor, pero esto no tiene por qué ser así. Es vital manejar la comunicación entre los compañeros y fomentar la cordialidad en el equipo.

No puedes llevarte bien con todo el mundo en la oficina ni mucho menos ser amigo de cada uno de tus colegas, pero por ello no deberías estar peléandote ni pasando malos ratos. Si te está pasando que apenas te levantas y lo primero que piensas es en lo horrible que es ir a la oficina porque te cruzarás con tal o cual persona, es un buen momento para cambiarlo.

La actitud que podemos recibir de los compañeros en ocasiones nos hace plantear si queremos o no seguir en ese empleo. No nos importa la paga, las tareas que llevamos a cabo, si nos queda cerca de casa o si está relacionado a nuestra profesión... lo único que pensamos es lo mal que lo pasamos en toda la jornada laboral.

Cambiar un mal clima laboral. Tips para superar un mal ambiente de trabajo. Claves para mejorar un mal ambiente laboral.

© Depositphotos.com/AndreyPopov

Imagen 1. Anímate a trabajar con la persona conflictiva. Es una buena manera de limar asperezas y mejorar un mal clima laboral.

El ambiente algo “pesado” se puede experimentar también en general. Entre varios compañeros, el jefe, la organización o la manera en que te presionan para terminar tus tareas. En muchas empresas las actitudes son muy rígidas y se nos hace un poco complicado cumplir con nuestros deberes. Quizás el mal ambiente se deba a que no te reconocen lo que haces o no tienes la posibilidad de crecer profesionalmente. Son muchas las formas en que puede presentarse esta situación, pero para todas ellas hay acciones que podemos implementar para mejorarlas.

Tips para mejorar un mal clima laboral

A todos nos ha tocado alguna vez no soportar a un colega o a un jefe pero en varios casos la situación puede ser insostenible. Sigue estos tips para superar un mal ambiente de trabajo:

Apuesta por la comunicación: Este consejo en realidad es para evitar inconvenientes en el futuro, pero también te puede ayudar a salvar una situación actual. Exponer tus opiniones y puntos de vista puede ser lo que necesites para prevenir los problemas. No sólo te ayudará para que los demás sepan lo que piensas, sino que te otorgará reputación profesional. Es decir, los demás sabrán que eres una persona seria y comprometida con tu trabajo, que no te interesa los “dimes y diretes” de la oficina.

Resuelve conflictos: Puede ocurrir que los problemas se hayan formado por causa de malos entendidos o por no decir las cosas “cara a cara”. Si tienes un conflicto con algún compañero no dudes en hablarlo con el personalmente. Puedes invitarlo a tu oficina, pedirle si se juntan a tomar un café o llamarlo por teléfono. Lo importante es que no lo hagan en un ámbito público o con otros colegas alrededor.

Enfócate en lo positivo: Cada vez que tengas un “choque” con esa persona en cuestión no pienses en las cosas malas sino en las buenas. Sería como ver el medio vaso lleno y no el vacío de las situación. Entre tus prioridades debe estar resaltar las bondades de tu compañero o de trabajar con él. De esta manera, mostrarás a todos (una vez más) que tu interés está puesto en cumplir tus obligaciones y no en los chismes o en los comentarios por detrás.

Evita las reacciones emocionales: Si todos los días debes atravesar un mal ambiente laboral puede que te sientas impotente, frustrado, enojado... Pero eso no quiere decir que puedes llorar, gritar, golpear, amenazar o cualquier otra reacción donde las emociones sean las que ganen. Eso hará que tus energías se desgasten y empeorarás la situación. Piensa primero antes de hablar, cuenta hasta 100 antes de reaccionar, sal a tomar aire antes de que te sancionen por mala conducta. Además, reducirás la tensión para todos los que están en la oficina.

Trabaja en equipo: Si tienes problemas con alguien en particular, una de las claves para mejorar un mal ambiente laboral es hacer actividades en conjunto. ¡Justo lo que no te esperabas!. El otro tampoco lo tendrá entre sus planes. Quizás el inconveniente es porque no lo conoces bien o porque nunca has tenido la oportunidad de compartir una tarea con él. Anímate a formar un equipo y fomentar el compañerismo, demuestra que el éxito de la empresa es más importante que cualquier roce personal que puedas tener.

Cambia la perspectiva: Cuando pienses que tienes que atravesar un mal clima de trabajo, cambia tu pensamiento hacia algo positivo. Esto quiere decir que te enfoques en tu carrera, por ejemplo, o en lo que puedes comprar gracias a tu sueldo, de los sueños o proyectos que cumplirás con tu empleo, etc. Así te importará bastante poco qué dicen sobre ti, con quien no te llevas bien o de qué manera evitan que prosperes.

Si necesitas mejorar un mal ambiente laboral no dudes en tener en cuenta estos consejos.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista digital gratuita con consejos e ideas para estas Fiestas. Encontrarás recetas, manualidades, trucos de decoración y muchos tips más.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo Mejorar un Mal Clima Laboral, te sugerimos que visites nuestra sección Relaciones interpersonales.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social