Cómo hacer un Insecticida Natural

Cómo hacer un Insecticida Orgánico

Pulgones, bichitos, insectos de todo tipo se convierten pronto en enormes amenazas para nuestras plantas y flores, pero con este insecticida natural podrás mantenerlo todo bajo control.

Ya sea que las plagas se hayan instalado en tus suelos y macetas, o que se aproxime nuevamente la estación cálida y quieras prevenirlo, sólo prepara una botella de este repelente orgánico y úsalo a discreción para alejar a todos estos pequeños invasores.

Ingredientes y materiales

Para hacer una botella de este insecticida natural y casero, necesitarás:

  • 2 cucharaditas de jabón blanco rallado, o de jabón líquido neutro
  • 3 dientes de ajo, pelados y finamente picados (puedes machacarlos si prefieres)
  • 3 cucharaditas de salsa picante – si no tienes, reemplaza por la misma cantidad de pimienta de cayena molida
  • Agua, en cantidad suficiente
Preparación de un insecticida natural y orgánico. Cómo elaborar un insecticida natural y casero. Receta casera para hacer un insecticida orgánico

© Depositphotos.com/Pakhnyushchyy

Imagen 1. Usa cualquier insecticida en sitios donde no haya abejas u otros insectos que, aunque a veces sean molestos, son beneficiosos para el jardín.

En cuanto a los materiales, prepara:

  • Una botella plástica con pulverizador
  • Un embudo
  • Cuchillo y tabla plástica, o picadormachacador (para el ajo)
  • Un rallador metálico (si usas jabón en pastilla)
  • Cuchara de medir
  • Espátula para mezclar
  • Un rotulador indeleble
  • Guantes de látex
  • Si eres sensible: gafas y barbijo de protección

Preparación del insecticida de jardinería casero

Prepara todos los ingredientes en la mesa de trabajo, y ponte los guantes de látex, ya que trabajaremos con elementos picantes que podrían irritar tu piel. Si eres en particular sensible, usa también gafas protectoras y un barbijo.

Pela y pica finamente el ajo, y agrégalo a la botella con la ayuda del embudo. Añade la salsa picante o la pimienta de cayena, y deja reposar mientras rallas el jabón (si usas uno líquido, sólo deja reposar los picantes por unos 2 o 3 minutos). Incorpora al resto y mezcla con la espátula. Lentamente, ve agregando el agua (mejor si está tibia), revolviendo suavemente y sin batir, para que los ingredientes se integren sin formar espuma.

Por último, enrosca el pulverizador de la botella, y etiquétala muy claramente para evitar confusiones, y protegiendo con cinta adhesiva incolora si fuera necesario. Deja reposar unos 45 a 60 minutos antes de usar, y recuerda ponerte los guantes y agitar vigorosamente la botella antes de rociar tus plantas infectadas, o como método preventivo para alejar las plagas de tu jardín.

Es mejor aplicar este insecticida natural por la noche o en los horarios de menos sol y calor para tus plantas, y siempre úsalo con buen criterio, para evitar su contacto con la piel, con las mascotas, y también evitando las zonas donde haya abejas u otros insectos beneficiosos para el jardín.

Cómo prevenir insectos en el jardín

Con este insecticida orgánico podrás alejar de tus plantas a los insectos ya acomodados allí, prevenir su arribo cuando se aproxime la primavera o a lo largo del verano. Pero mucho antes de eso, aplica algunas simples tareas de prevención que aseguren que tu jardín tenga salud y seguridad en todo el año.

Ya sea en el calor como también en el frío, haz revisiones periódicas de tus plantas. Las de interior pueden sufrir de plagas en los meses fríos, y debes observar en los frentes y dorsos de las hojas, tallos y pétalos con atención.

En el jardín, analiza el suelo en busca de hormigueros y otros asentamientos, y retira de las plantas las ramas, tallos o partes dañadas, enfermas o mustias. Bótalas en una bolsa de residuos en vez de tirarlas al suelo, pues así sólo propiciarías el contagio. También limpia los elementos que hayas usado.

Procura no crear ambientes que permitan la subsistencia de las plagas. Los montones de hojas caídas en otoño, el mantillo seco y la suciedad dan hogar y protección a los insectos: retíralos rastrillando, embolsando y botando lo que no necesites del jardín. Quita también las hierbas y las especies indeseadas. Y luego, finaliza tus tareas de prevención aplicando este genial insecticida orgánico en cualquier momento del año.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo hacer un Insecticida Natural, te sugerimos que visites nuestra sección Jardinería.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social