Cómo decorar las paredes con telas y retazos

Viejos trozos y retazos de telas nos podrán servir para decorar esas paredes que necesiten un lavado de cara. Es un método simple y económico.

90% de votos positivos

Decoración de paredes con telas

Hay muchas maneras en las que podemos reutilizar viejos retazos de telas, e incluso diversos elementos de costura, para la decoración de los ambientes de nuestro hogar. Veamos algunas buenas ideas para crear objetos decorativos, económicos y originales, con las que le daremos buen uso a aquellas viejas telas.

Cómo decorar las paredes con telas y retazos

© Depositphotos.com/aopsan

Se trata de usar distintas telas en la redecoración de las paredes de diversos ambientes del hogar. Podemos usar viejos retazos, prendas en desuso, pañuelos que hayamos guardado o coleccionado, e incluso cintas y botones de diversos tipos.

Pasos e ideas para decorar paredes con retazos de  telas

Los retazos de tela y los pañuelos pueden ser colocados en bastidores, simulando cuadros. Para hacerlo, podemos usar marcos comprados, o confeccionar simples marcos con cuatro listones de madera lavada, del tamaño adecuado para cada retazo de tela disponible.

Simplemente cortamos los listones y los unimos, haciendo un cuadrado, y colocamos la tela por debajo. Vamos "forrando" el bastidor con la tela, sujetando un costado con grampas, por lo que será la parte trasera del adorno. Luego, estiramos la tela y sujetamos en el borde contrapuesto, y hacemos lo mismo con los demás bordes.

Con la tela bien estirada, lograremos decoraciones muy llamativas. Podemos hacer cuadros de diferentes tamaños, usando diversas telas en texturas y colores variados, para disponerlos luego en una pared amplia y vestir toda una habitación con estos simples adornos.

En ambientes más reducidos, como baños, pasillos y hasta escaleras, podemos hacer una simple decoración con cintas de raso de diversos anchos. Simplemente sujetamos las cintas desde el borde superior de la pared (con grampas o adhesivo), una junto a la otra, combinando colores y anchos variados. Luego, dejamos caer y sujetamos firmemente en el borde inferior de la pared (por detrás del zócalo), si fuese posible. Con esta simple técnica, daremos un toque especial de color a un descanso de una escalera o a un ambiente reducido.

"Los retazos de tela y los pañuelos pueden ser colocados en bastidores, simulando cuadros."

Luego, podemos usar botones y decoraciones de costura por sobre estos elementos, o en cuadros diseñados especialmente. Así no sólo lograremos una decoración impactante, sino que además habremos podido aprovechar viejos retazos de tela, cintas, pañuelos y muchos otros elementos que, de otro modo, habríamos dejado olvidados en un cajón.

"Hay muchas maneras en las que podemos reutilizar viejos retazos de telas, e incluso diversos elementos de costura, para la decoración de los ambientes de nuestro hogar."