Cómo cocinar pollo

Escrito por: Eugenia

55% de votos positivos

El pollo es una de las carnes con mayor cantidad de opciones a la hora de preparar. Conozcamos algunos trucos para cocinar el pollo con los métodos más tradicionales.

Consejos para cocinar el pollo

La piel crocante, la carne jugosa, con limón, en salsas, el huesito de la suerte y la eterna disputa por ver quién conquista las patas en la mesa familiar. El pollo es, quizás, la más versátil de las carnes. Saludable, nutritivo y delicioso, hoy aprenderemos a aprovechar al 100% esta magnífica ave en nuestro menú diario.

Cómo cocinar pollo

© Depositphotos.com/duskbabe

Cómo elegir un pollo

A la hora de comprar pollos, fíjate que estén de color amarillento, algo brillante, o blanco rosáceo (pero no blancos), y de apariencia firme y abultada. La piel debe verse tersa y firmemente adherida a la carne, mientras que la grasa interior o visible (externa) de un tono blancuzco y brillante.

"Al descongelar el pollo, hazlo dentro de la nevera y no al aire libre, y nunca vuelvas a congelarlo una vez retirado del freezer."

Inmediatamente después de comprarlo, guarda el pollo en la nevera. Si prefieres puedes congelarlo, entero o en presas, por un mes aproximadamente. Al descongelar, hazlo dentro de la nevera y no al aire libre, y nunca vuelvas a congelarlo una vez retirado del freezer; la única solución es cocinarlo en el día y luego sí volverlo a congelar.

Cómo preparar el pollo antes de cocinar

  • El pollo puede ser dividido en piezas para cocinarlas a la parrilla, al horno o en cazuela, mientras que entero se puede cocinar en horno, o bien abrirse para hacer a la parrilla.
  • El primer paso es lavarlo debajo del grifo, frotando con las manos y luego escurriendo el agua. Sécalo con un paño de algodón blanco que no deje pelusas, para hacerle rebozados que se adhieran bien.
  • Retira los cúmulos de grasa, las pieles sueltas y las vísceras antes de cocinar el pollo. Otro buen truco es enrollar papel manteca, de cocina o de aluminio en las terminaciones de las patas y alas, para evitar que se quemen durante la cocción. Puedes rellenar y luego bridar, si prefieres, o cocinar con adobos simples para luego acompañar con salsas.

"Enrolla papel manteca, de cocina o de aluminio en las terminaciones de las patas y alas, para evitar que se quemen durante la cocción."

Cómo cocinar un pollo de piel crocante

  • Para cocinar un pollo a la parrilla o al horno y obtener una piel crujiente y dorada, prueba con salar, embadurnarlo en manteca y luego espolvorearlo con harina. Otra opción es rociar con zumo de limón y pincelar con manteca derretida.
  • Para cocinar el pollo al horno y dejarlo más jugoso, adoba o condimenta, coloca en un molde con un poco de agua, zumo de limón y coñac en la base, y luego cubre con papel de aluminio para que no se escape el vapor y se concentren los sabores.
  • Para freír el pollo, florea las piezas separadas con harina, y luego pasa por una pasta elaborada con cerveza y harina. Otro rebozador delicioso para el pollo frito es con pan rallado, zumo de limón y manteca, agregando si prefieres un poco de fécula de maíz a la mezcla, para hacer una costra más crocante.
    Pasa las piezas por el rebozador dos veces para engrosar la cobertura, y fríe siempre en abundante aceite limpio y bien caliente.