Cómo protegernos del polvo al perforar un techo

Al taladrar desde abajo es imposible evitar que el polvo caiga sobre nuestro rostro. Pero hay un truco para impedir que esto suceda y de paso no ensuciar tanto.

Cómo protegernos del polvo al perforar un techo

Truco para proteger nuestros ojos al perforar el techo

Al taladrar el techo de una habitación la primera dificultad, además de la incomodidad, sera la del polvo, ya que éste caerá directamente sobre nuestros ojos pudiendo producirnos graves lesiones.

Para el caso en que no tengamos gafas para protegernos, podemos tener en cuenta un truco muy sencillo.

Hay que agujerear la base de un vaso de yogur y pasar la mecha del taladro por allí. Al perforar, el polvo caerá dentro del recipiente, y de paso no ensuciaremos tanto el piso.

Por supuesto que este truco es para salir del paso, lo ideal es que cada vez que trabajemos con un taladro lo hagamos usando gafas protectoras.

Cómo protegernos del polvo al perforar un techo
Cómo protegernos del polvo al perforar un techo

© Depositphotos.com/photography33