Cómo Cultivar en Invierno

Consejos para Cultivar en Invierno

Si decides cultivar en invierno, debes saber que hay una gran cantidad de actividades que puedes hacer para que tu huerta esté hermosa y rinda. Algunas tareas son: cosecha, conservado, desmalezado, preparación de plantines, preparación de tablones o surcos, podas, etc.

Para sembrar en invierno, primero debes haber preparado el campo o terreno durante las estaciones anteriores. Esto quiere decir que no se recomienda comenzar una huerta en los meses más fríos. Si recién decides hacerlo, entonces, puedes aprovechar y preparar la zona para las hortalizas de primavera y verano.

Las actividades que no sean plantar en invierno dependerán del tipo de huerta que tengamos. En el caso de que se trate de una familiar, lo mejor es releer las anotaciones del año pasado, pensar qué vegetales colocar, etc. Si la huerta es grande (chacra), algunas variables entran en juego, como las especies que se elijan para comer, o cómo hacer que ese espacio sea redituable aún con las bajas temperaturas y hasta heladas o nieve.

Guía para cultivar vegetales en invierno. Cómo preparar la huerta en invierno. Qué se puede sembrar durante el invierno?
Imagen 1. Dentro de las tareas para hacer en la huerta durante el invierno, la siembra y el cultivo quedan en segundo plano

¿Qué hacer en la huerta durante el invierno?

Dentro del programa de tareas para hacer en invierno, la siembra a veces queda en un segundo plano. Las actividades fundamentales en los meses fríos son:

- Cosecha y conserva: Por ejemplo, las acelgas que has sembrado en primavera estarán dejando de producir, por lo cuál es preciso arrancarlas de raíz, usar lo aprovechable y el resto colocar en la abonera o compostera. Los surcos o tablones para lo que cultivaremos en verano (como por ejemplo tomate) ya se deben levantar. Ya que no hay mucho para cultivar en invierno, se procede a realizar conservas, encurtidos, fermentados, etc.

- Confección de almácigos: El período entre que se arman los almácigos hasta que se trasplantan puede ser de hasta cuatro semanas, según la especie. Ya que no se podrán cultivar en invierno, es un buen momento para empezar a colocarlos en macetas al resguardo del frío. Cuando llega la primavera, se pasan a la tierra porque ya tendrán tamaño suficiente.

- Cultivos pesados: En esta etapa es necesario levantar de la tierra los zapallos, el maíz y los porotos. Lo bueno de plantar en invierno es que la materia orgánica del suelo es muy abundante, y lo que siembres saldrá en cantidad.

- Invernáculos: Como se decía anteriormente, si no se piensa sembrar en invierno (directamente en la tierra), los almácigos son una buena actividad. Pero, ¿dónde se preparan y conservan? En un invernáculo o invernadero. No debe ser demasiado elaborado, con algunas maderas que sirvan de pared y techo es suficiente.

- Multiplicación: Las plantas tienen su momento para reproducirse; otoño y primavera. Para cultivar en invierno siguiendo esta técnica, las plantas aromáticas son muy nobles. Muchas de ellas son de esta época y suelen resistir las heladas.

- Podas e injertos: Al no sembrar en invierno, tendrás más tiempo disponible para otras tareas, como es el caso de la poda o los injertos de árboles y arbustos. El proceso de injerto elegido se llama “yema dormida” y quiere decir que estará hibernando hasta la primavera.

- Abonera (compostaje) y lombricario: Como no hace tanto calor, es el mejor momento para que la abonera aumente su producción. Además, se llenará con materiales secos producto de las podas y mojados por la re organización de la huerta. No requiere demasiado riego.

- Nuevos cultivos: No hay dudas que igualmente se puede sembrar en invierno. Debes saber cuáles son las especies aptas para esta temporada.

- Mantenimiento: Aprovecha que no habrá tanta actividad dentro de la huerta y el jardín para limpiar, ordenar, organizar, los días que el clima lo permita.

- Semillas: Si no estás enfocado en cultivar en invierno, puedes recoger las semillas que van dejando las flores una vez que pasó la temporada alta de primavera y verano. Te servirán para el próximo año. También recolecta las semillas de los árboles, que son una inversión a futuro.

¿Qué plantar en invierno?: frutas y vegetales

Presta atención al siguiente listado donde aprenderás qué especies se pueden plantar en invierno:

  • Col: Resiste las heladas. Escoge la variedad invernal, porque también hay otras para primavera y otoño.
  • Coliflor: Tiene características similares a la col (son de la misma familia). Se adapta muy bien al frío y necesita temperaturas muy bajas para florecer.
  • Ajo: Es una especie ideal para plantar en invierno, y un elemento indispensable en nuestra cocina todo el año.
  • Escarola: Se empiezan a sembrar en semillero protegido y luego se trasplantan en invierno.
  • Berenjena: Un vegetal para esta época, pero siempre en un sitio resguardado. Lo mejor es plantar cuando está terminando el invierno.
  • Apio: Se plantan a fines del invierno, según su variedad.
  • Perejil: Soporta el frío pero no intenso.
  • Rúcula: Es similar al perejil, conviene plantar al finalizar el invierno.
  • Sandía: Es una excelente fruta que se siembra cuando hace frío (igual que el melón)
  • Frutos rojos: Las fresas y las moras se pueden tener todo el año, incluyendo el invierno. En zonas de heladas es conveniente mantenerlas tapadas.

Para cultivar en invierno debes tener en cuenta las características de las condiciones climáticas. Donde las temperaturas son muy adversas, con nieve y hielo incluidos, es mejor aprovechar la época para otras actividades.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo Cultivar en Invierno, te sugerimos que visites nuestra sección Jardinería.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social