Como cuidar y limpiar un toldo

Lo s toldos pueden ser de distintos tipos de material, pero todos se exponen por igual a largas horas al sol, a la lluvia y la contaminación, por lo que son necesarios algunos cuidados para su mejor mantenimiento.

El cuidado básico de un toldo, es mantenerlo libre del polvo, aplicando las siguientes técnicas de acuerdo al tipo de toldo

Los toldos que se enrollan se limpian pasándole la aspiradora por ambos lados o un buen plumero. Cuando llevemos a cabo este procedimiento debemos tomar la precaución de que nuestro toldo esté completamente seco.

Los de plástico se lavan con algún jabón líquido y después se enjuagan. Para que la limpieza nos resulte más eficaz, es conveniente sacarle el polvo antes de aplicar el jabón líquido. Si les aplicamos un apresto (en aerosol) lograremos que la tierra no se pegue con tanta facilidad y que la lluvia corra más fácilmente.

Si el toldo es de aluminio, seguramente se encontrará muy alto y no podremos acceder a él con facilidad. La mejor forma de lavarlos es usando una manguera o hidrolavadora.

Todos los mecanismos de cualquier tipo de toldo necesitan ser aceitados y puestos a punto una vez por temporada, así evitaremos que las partes metálicas se oxiden y se desgasten innecesariamente.

Si deseas leer más artículos similares a Como cuidar y limpiar un toldo, te sugerimos que visites nuestra sección Orden y Limpieza.

Esta nota te fue útil?
10 valoraciones.
El 60% dice que es útil.

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social