Vellos encarnados

El vello encarnado se manifiesta por una especie de bolita que aparece en la piel, además de no quedar bien estéticamente, en ocasiones puede llegar a infectarse.

Ten en cuenta estos consejos, así podrás eliminar y evitar el crecimiento de vellos encarnados y podrás lucir una piel hermosa y sana. Quizás no sean los más recomendados por las estéticas, pero no podemos obviar que es el método más sencillo, rápido y económico.

"Luego de rasurarte, evita exponerte al sol o ingresar a una pileta con cloro, ya que la piel puede llegar a arder e irritarse."

Consejos para evitar los vellos encarnados

  • Al afeitarte o rasurarte, utiliza una máquina de buen filo, ya que produce menos irritación. Apenas notes que tu máquina o navaja ha perdido el filo, deséchala y adquiere una nueva.
  • Aféitate en misma dirección de crecimiento del vello. De esta forma quedará un poco mas largo pero ayudará a disminuir la irritación.
  • Si vas a aplicarte alguna crema o aceite, no lo hagas inmediatamente luego de afeitarte, es mejor esperar un rato. Las lociones con aloe vera son muy recomendadas, colócala en la heladera unos 20 minutos antes de usarla y lograrás un efecto muy refrescante sobre la piel recién afeitada.
  • Ten la precaución de controlar que la crema o aceite no contenga perfumes, ya que producirá ardor.
  • Luego de rasurarte, evita exponerte al sol o ingresar a una pileta con cloro, ya que la piel puede llegar a arder y se irritará con mayor facilidad.
  • Antes de afeitarte, moja tus piernas con agua caliente, eso hará que los poros se abran facilitando el rasurado. Lo ideal es hacerlo durante el baño. Luego aplica jabón o espuma de afeitar y deja actuar unos minutos. Cuando termines de afeitarte, enjuaga muy bien la piel.
  • Una vez a la semana exfolia durante el baño la piel, utiliza una crema exfoliante adecuada y esponjas especiales. Esto ayudará a ir afinando la piel para que el vello pueda crecer sobre ella.
  • Si aún siguiendo todos estos consejos tus vellos siguen encarnándose, sería conveniente que probarás con otro sistema de depilación, como la cera, máquinas eléctricas, etc.