Cómo Reparar el Pelo Dañado

Escrito por: Yamila Papa Pintor

Te mostramos algunas opciones naturales para restaurar el cabello dañado, y algunos tips para descubrir las causas de ese problema.

¿Por qué se Daña el Cabello?

El cabello se va poniendo cada vez más pajoso, sin brillo, descolorido según la cantidad de productos químicos o tratamientos de calor que le aplicamos. Tendríamos que hacer una larga lista para enumerar las situaciones que le hacen daño a nuestra melena, y recién luego encontrar distintas maneras de reparar el cabello dañado.

Tips para restaurar el pelo dañado. Métodos caseros para restaurar el pelo dañado. Remedios caseros para reparar el cabello dañado

Usar agua muy caliente daña el pelo, ya que no deja que los poros se cierren, produciendo sebo y caspa.

Entre las más frecuentes, podemos encontrar el uso de la planchita y el secador de pelo o rizador. Es que el calor de estas herramientas le quitan humedad al cabello y lo van debilitando. En segundo lugar, las tinturas, porque están hechas con productos químicos, y aquí se engloban no sólo taparse las canas, sino también hacerse claritos, iluminación, cambiarse el look a cada rato, etc.

"El uso de la planchita y el secador de pelo o rizador suelen dañar el cabello. Es que el calor de estas herramientas le quitan humedad y lo van debilitando."

Te puede interesar: Cómo Reparar el Cabello dañado con productos naturales

Otra de las razones por las que tenemos el cabello opaco, aunque no lo sepamos, es el agua muy caliente. Esto se debe a que no deja que los poros se cierren, produciendo más sebo, y posteriormente caspa. También podemos encontrar factores climáticos en estas razones, sobre todo el sol (demasiada exposición), usar shampoo o acondicionador de mala calidad, no utilizar un cepillo adecuado, el cloro de la piscina, etc.

Cómo restaurar el cabello dañado

Para restaurar el pelo primero debemos reconocer cuál es la causa (o las causas) que están produciendo ese daño. Si usas mucho el secador o te tiñes seguido, si te bañas con agua demasiado caliente, si vas a la piscina todas las semanas, etc. De a poco, debes ir cambiando tus hábitos hacia otros más saludables.

En segundo lugar, puedes ingerir un suplemento vitamínico que contenga ácido fólico, azufre, magnesio, vitamina B, betacaroteno, zinc y sílice. Lo puedes conseguir en las dietéticas o farmacias. Si no te gusta consumir este tipo de productos, en la verdulería encontrarás todos los nutrientes en su "presentación natural": zanahorias, tomates, brócolis, etc.

Otra solución es cortar el pelo, porque si tu cabello está muy dañado es probable que lo esté en su totalidad. Sin embargo, para que crezca más sano y fuerte puedes cortarte las puntas. Si te animas al cambio de look, corta un poco más que eso, y recuerda que el pelo no puede crecer si los extremos están divididos.

"Para restaurar el pelo primero debemos reconocer cuál es la causa (o las causas) que están produciendo ese daño."

Aplica un tratamiento de aceite de oliva: al menos una vez a la semana, coloca en las puntas un poco de aceite para que le de más brillo y se restaure su apariencia. O haz una especie de acondicionador casero, vertiendo media taza de aceite en el microondas y calienta 30 segundos. Coloca directamente las puntas en el recipiente y deja que se asiente media hora. Luego, enjuaga con abundante agua caliente, sólo en esa zona.

Con algunas aplicaciones verás la diferencia, podrás restaurar el cabello dañado y quedará más sedoso, con más brillo y no como acostumbrabas llevarlo.

Recetas caseras para restaurar el cabello. Cómo reparar el pelo dañado con remedios naturales. Tratamientos naturales para reparar el pelo

El uso frecuente de la planchita o rizador daña el pelo y lo deja opaco, sin brillo. Evita su aplicación tanto como puedas.