Cómo reemplazar el Queso Mascarpone en el Tiramisú

Escrito por: Staff de CHP

91% de votos positivos

El queso mascarpone es el ingrediente principal del tiramisú, pero no es un queso fácil de conseguir ni barato. Aquí te contamos cómo hacer un sustituto más económico pero igual de sabroso.

¿Qué es el Queso Mascarpone?

El queso mascarpone es muy reconocido por ser el ingrediente principal del tiramisú, Se trata de un queso fresco originario del norte de Italia, que se elabora con crema de leche, nata y ácido cítrico o acético, básicamente con un método muy similar al yogurt

Cómo reemplazar el Queso Mascarpone en el Tiramisú

© Depositphotos.com/tashka2000

Sustitutos para el queso mascarpone. Cómo reemplazar el queso mascarpone en el tiramisú.

¿El queso mascarpone es igual al queso crema?

Si bien tienen una textura muy similiar, el queso crema no es mascarpone y no tiene exactamente el mismo sabor. Además, tiene un gran tenor graso (47%), por lo que se lo suele sustituir con el queso crema para reducir calorías.

Sustituto del queso mascarpone

Cabe aclarar que ningún sustituto logrará el sabor original ni la cremosidad del mascarpone, pero nos dará la posibilidad de disfrutarlo a la hora de preparar un tiramisú más económico.

Ingredientes:

  • 1 y 1/2 taza de crema de leche fría
  • 3/4 taza de ricota (hazla casera con esta receta)
  • 1 cucharada de azúcar.

Preparación:

1. En un bol, coloca la crema y bate hasta que se espese.

2. Añade el azúcar y la ricota poco a poco.

Te puede interesar: Cómo reemplazar la crema de leche en los postres

3. Bate solo un poco mas y estará listo para usar.

Otras formas sencillas de reemplazar el queso mascarpone en el tiramisú, son las siguientes:

  • Mezcla mitad queso crema de sabor no muy fuerte y mitad de crema semibatida.
  • Utiliza directamente queso crema tipo Filadelfia.

Postre fácil con queso mascarpone

Para aprovechar este queso en otra receta, te presentamos un postre fácil con mascarpone. Para hacer cuatro porciones necesitarás:

  • 80 gr de azúcar glas (impalpable, en polvo)
  • 500 gramos de fresas maduras, sin cabo y bien lavadas
  • 250 gr de frutos rojos (frambuesas, grosellas, cerezas, las que prefieras, bien lavadas y descarozadas)
  • Galletas dulces a elección
  • 1 caja de gelatina de cualquier sabor (si es de color rojo, mejor)
  • 500 gr de queso mascarpone fresco o sustitutos
  • 2 potes de yogur natural griego, endulzado a gusto

En cuanto a los materiales, necesitarás un pote apto para preparar la gelatina, espátula, un plato y un tenedor para pisar las galletas, batidora eléctrica (si es de pie, mejor), y cuatro copas de cristal incoloro, para servir.

Preparación del postre con mascarpone

1. Ten listos todos tus ingredientes y materiales, pesando, midiendo y dejando todo a mano.

2. Prepara la gelatina roja según las indicaciones del envase, y una vez lista, vierte un poco en el fondo de cada copa, para crear una base bien colorida. Cubre con papel film y lleva a la nevera para que cuaje sólo un poco, adquiriendo cierta consistencia para que no se “hundan” los ingredientes que colocaremos encima. Sobrará gelatina: sírvela con platitos, para disfrutar luego, o prepara estos bombones de gelatina.

3. Coloca las galletas en el plato y despedázalas con el tenedor, logrando un arenado. Luego, pon una cucharada por sobre la gelatina en las copas.

4. Corta las fresas en cuartos, y prepara las frutas rojas que hayas elegido, troceándolas si fuera necesario. Coloca un poco sobre las migas de galleta en cada copa, sin usarlas todas.

5. Con una batidora, prepara la “crema” batiendo a velocidad mínima el queso mascarpone, el azúcar glas y el yogurt. Cuando tome consistencia más firme, sirve en cada copa alternando dos capas de crema separadas por una capa de frutas y galletas, como prefieras.

6. Decora las copas de mascarpone colocando algunas frutas rojas por encima, o una figura de chocolate o caramelo.

Postre en copas con queso mascarpone

Coloca las copas algo inclinadas en la nevera para hacer un postre fácil con mascarpone más atractivo.

© Depositphotos.com/belchonock

Postre con queso mascarpone: variantes

  • Reemplaza la gelatina roja por otra de colores llamativos, combinándola con las frutas que uses: gelatina de manzanas con kiwis, de piña con cubos de melocotón y albaricoque, etc.
  • Reemplaza el yogur natural por uno del sabor que mejor vaya con el postre, y lograrás dar más color a la preparación.
  • Al llevar la gelatina al frío, coloca las copas algo inclinadas para que tome una forma más original.
  • Reemplaza el azúcar glas del batido por cacao en polvo (dulce), y tendrás un postre fácil con mascarpone de chocolate, ¡una delicia!