Todo sobre Cosmetología

Lejos de ser simplemente la correcta aplicación de maquillajes (como muchos consideran a esta actividad), la cosmetología es una aplicación científica dependiente de la dermatología, cuyo principal campo de acción es la piel del rostro y de todo el cuerpo, con el objetivo de embellecerla de manera saludable.

Te puede interesar: Como cuidar los cosméticos y nuestra salud

En esta disciplina científica se toman en consideración temas como el estado general de salud, condiciones médicas de la piel, pigmentación, alergias, y también asuntos como actividades laboral y social de la persona, su edad y su tratamiento de higiene y belleza. Para ello se utilizan productos específicos, que pueden ser comerciales o naturales. Por cierto, no dejes de leer nuestro artículo "Cómo reconocer algunos cosméticos peligrosos".

Conocimientos de una cosmetóloga

No cualquier persona que sepa aplicar cremas y productos puede llamarse "cosmetóloga". De hecho, la cosmetología involucra conocimientos y técnicas de la ciencia médica dermatológica, en cuanto a elementos, instrumental y también interacción entre compuestos.

"La cosmetología es una aplicación científica dependiente de la dermatología, cuyo principal campo de acción es embellecer la piel del rostro y todo el cuerpo."

Por eso, a la hora de elegir a una cosmetóloga o a un instituto que ofrezca este servicio, ten en cuenta que debe tratarse de alguien acreditado y experimentado, y no sólo que tenga acceso a los productos embellecedores de uso habitual.

¿Qué hace una cosmetóloga?

En la primera consulta, la cosmetóloga hará una evaluación de la persona. Analizará su condición de salud y la de su piel. A partir de este conocimiento y del objetivo buscado, el profesional determinará el plan de tratamiento, en sesiones con técnicas y productos que buscarán embellecer, rejuvenecer, regenerar o curar la piel de afecciones como el acné, la celulitis, las manchas, coloraciones y otros tratamientos.

Otra de las funciones de la cosmetóloga es aconsejarte con un plan de prevención de males de la piel, brindarte opciones para su cuidado al broncearte, y el tipo de alimentación que debes seguir para tener una piel tersa y libre de imperfecciones.

Tratamientos de cosmetología habituales

La cosmetología tiene un amplio campo de acción, y un sinfín de posibilidades de tratamientos. Los más habitualmente son:

  • Limpieza de cutis en profundidad
  • Peeling químico y mecánico
  • Rejuvenecimiento celular, eliminación de arrugas y líneas de expresión
  • Tratamientos para curar y prevenir el acné
  • Tratamientos contra la celulitis, las estrías y las cicatrices
  • Terapias naturales relajantes y embellecedoras (fangoterapia, terapia de chocolate, de vino, de oro y homeoterapias)
  • Pulidos corporales y faciales
  • Terapias de rejuvenecimiento corporal
  • Asesoramiento nutricional
  • Tratamientos para bajar de peso y reducir medidas,
  • Terapias de drenaje en rostro y cuerpo
  • Acupuntura
  • Shiatsu
  • Auriculoterapia
  • Ozonoterapia
  • Quiropraxia
  • Botox
  • Electrolifting
  • Hidratación y nutrición de la piel

Como puedes observar, las funciones de una cosmetóloga son muchas y puede brindarte información sobre la prevención de males en la piel, más allá de los consejos de maquillaje y uso de cosméticos habituales. La cosmetología es toda una ciencia que puedes aprovechar para el cuidado completo de tu cuerpo.

"A la hora de elegir a un cosmetólogo o a un instituto que ofrezca este servicio, ten en cuenta que debe tratarse de alguien acreditado y experimentado."