Cómo lavar el pelo de los niños desde el nacimiento hasta que son mayores

Cuidar el cabello del bebé es un hábito que debemos cuidar para evitar que su pelo se enferme.

Cómo cuidar el cabello de los bebés y niños

Cómo lavar el pelo de los niños desde el nacimiento hasta que son mayores
Una vez que los niños cumplieron el año, las necesidades de higiene del cabello cambian radicalmente

Los primeros baños del bebé

Actualmente, en el mercado encontramos casi la misma cantidad de productos para la higiene del cabello de los bebés y niños, como los hay para los adultos. Pero ¿es necesario lavar su pelo con productos tan elaborados?

Cuando los bebés son muy pequeños, los baños son integrales, es decir, les lavaremos todo el cuerpito con jabón neutro, incluyendo la cabeza, que por lo general no tiene mucho cabello.

A partir del sexto mes podemos comenzar a lavarle el cabello con shampoo, porque además se habrán cubierto las zonas que por el roce con las sábanas quedan casi calvas. Entonces, buscaremos un producto lo más natural posible para evitar que los químicos provoquen reacciones adversas en su piel tan sensible.

No será necesario lavar su cabello diariamente, pero si al menos una vez a la semana. Si hace demasiado calor y tiene cabello abundante, podremos lavarlo con mayor frecuencia para evitar que la transpiración le provoque malestar.

Tampoco será necesario usar productos desenredantes a menos que el cabello sea muy largo, pero también puedes cepillarlo antes de lavarlo, y masajear el cuero cabelludo al hacerlo. No enredes la parte larga del cabello, sino péinala con la espuma.

Lavar el cabello de los niños desde el año de vida

Una vez que los niños cumplieron el año, las necesidades de higiene cambian radicalmente. Ya sabrán caminar y correr por lo que se ensuciarán mucho más. Entonces, el producto que podemos usar no hace falta que sea neutro, podemos utilizar un shampoo más efectivo.

Los productos más naturales para lavar el cabello suelen tener PH Neutro y son libres de sulfatos, además de no provocar irritación en contacto con los ojos o las mucosas.

En caso de las niñas, si tienen el cabello largo es conveniente buscar un producto desenredante. En este caso, trataremos que sea natural y lo enjuagaremos muy bien, ya que si quedan restos pueden lastimar su cuero cabelludo.

La posición para lavar el cabello de los bebés y niños

Para lavar a los bebés debes sostenerlo firmemente con el brazo bajo la nuca, y con seguridad porque suele suceder que el acostarse de espaldas sobre el agua, les provoque temor.

A los niños más grandecitos podemos aprovechar para enseñarles dónde es arriba, y lavarles el cabello usando una lluvia delicada o un recipiente para volcar el agua sobre la cabeza.

Luego, cuando ya se bañen parados y solos, les tendremos que enseñar la cantidad justa de producto que deben usar según el tipo de cabello que tengan, y sobre todo a que se enjuaguen bien.

"Desde el sexto mes usaremos un producto lo más natural posible, para evitar que los químicos provoquen reacciones adversas."

'

"Los productos más naturales para lavar el cabello suelen tener PH Neutro y son libres de sulfatos."