Cómo imantar un destornillador

Los destornilladores imantados son muy útil en el momento de usarlos, ya que evitará que los tornillos se nos caigan.

71% de votos positivos

Cómo imantar un destornillador

Truco para imantar un destornillador

Imantarlo es muy sencillo, solo tenemos que acercar su punta a un imán y mantenerla allí durante un momento. Seguramente con el tiempo, el imantado puede ir desapareciendo, en ese caso volvemos a repetir el procedimiento y volveremos a imantar el destornillador.

Esto nos hará el trabajo mucho más fácil, ya que nos permitirá tener una mano libre, porque no la tendremos que utilizar para sostener el tornillo.

También es muy útil para extraer algún pequeño elemento metálico que se nos ha caído dentro de un lugar inaccesible.

 

Escrito por: Staff de CHP