Quitar las manchas de remolacha

Podrás quitar las manchas de remolacha muy fácilmente si frotas la zona afectada con un paño limpio y empapado en agua bien fría. Luego, dejas la prenda en remojo una hora y procedes a lavarla como de costumbre.

Si la mancha no ha salido, luego de frotarla con agua fría, puedes probar añadiendo un poco de jugo de limón al agua.

Recuerda también que las manchas deben ser empapadas de ambos lados y que son mucho mas fáciles de quitar si lo hacemos inmediatamente después de haber manchado nuestra prenda.