Cómo utilizar un rodillo para pintar

Cómo utilizar un rodillo para pintar
Presiona aquí para escuchar esta nota o continúa leyendo...

Si bien parece simple, el uso del rodillo para pintar tiene sus mañas.

"El rodillo es ideal para pintar grandes superficies ya que nos permite ahorrar bastante tiempo."

Cómo utilizar un rodillo para pintar

  • Su uso es muy sencillo, se trata solo de impregnarlo de la pintura que vamos a utilizar y luego pasarlos sobre la superficie que deseamos cubrir.
  • Con cuidado, debemos cargar el rodillo en la bandeja o cubeta, haciéndolo rodar dentro de la misma para que se moje toda la superficie. Luego, retiramos el exceso de pintura pasando el rodillo sobre la rejilla o zona texturada de la bandeja.
  • A continuación, pasamos el rodillo por la superficie a pintar con movimientos ascendentes y descendentes primero, luego de manera perpendicular (horizontal), y nuevamente vertical, para lograr distribuir y extender satisfactoriamente la pintura.
  • La superficie deberá quedar totalmente cubierta, con un color parejo y la pintura no debe chorrear ni presentar burbujas.

Nota: No debemos dejar el rodillo con pintura si no lo vamos a utilizar, la pintura se secará y será imposible su posterior uso. Cuando por alguna razón dejemos de pintar durante un tiempo considerable, debemos limpiar con cuidado el rodillo para poder volver a utilizarlo sin inconveniente.

Te puede interesar
Más sobre Decoración

Gracias por leer Cómo utilizar un rodillo para pintar, si te gustó este artículo, suscribete a cualquiera de nuestras redes sociales y compartí este artículo.

Te puede interesar

Cómo pintar con rodillo

Como pintar suelos

Cómo pintar azulejos