50 Ideas para hacer con Papel de Aluminio

¿No sabes qué hacer con este material?. En esta nota encontrarás 50 ideas originales, fáciles y útiles. ¡Querrás tenerlas en cuenta cada día!

50 Ideas para hacer con Papel de Aluminio

¿Qué hacer con Papel de Aluminio?

Fuiste a la tienda, compraste dos rollos que estaban a buen precio, y ahora no sabes cómo aprovecharlo. O quizás lo tienes en casa y hay montones de cosas en las que ni siquiera habías imaginado que podías darle buen uso. ¡Pues estas 50 ideas para hacer con papel de aluminio te encantarán!

Usos del papel de aluminio. Ideas para reutilizar papel de aluminio. Cómo aprovechar el papel de aluminio
Estas 50 ideas te ayudarán a aprovechar este material de aluminio tanto dentro como fuera del hogar.

© Depositphotos.com/PicsFive

Ten en cuenta estas propuestas originales para aprovecharlo en tareas cotidianas.

Ideas para el jardín

1. Inicia cultivos: Ya que refleja la luz y el calor, es ideal para iniciar cultivos a partir de semillas. Cubre el cajón o el contenedor con aluminio, y pon sobre él los semilleros.

2. Injertos: Si ya tienes la vara lista para injertar, luego de remojarla algunos días, “pela” la corteza del pie a usar, une con el tallo, envuelve con barro, y cubre todo con papel. Previene la aireación, conserva la unión, y mantiene la humedad y la temperatura, ¡a prueba de insectos!

3. Protege troncos y tallos: Los roedores suelen atacar los tallos gruesos y troncos en el jardín. Protégelos envolviéndolos con este material.

4. Espantapájaros: Si en tu jardín hay cuervos, palomas y también insectos voladores, ahuyéntalos creando porras o manojos de tiras delgadas con este papel. Reflejarán la luz del sol y se moverán con el aire, siendo un genial espantapájaros.

5. Ahuyenta insectos caminadores: Muchos estudios sugieren que el papel de aluminio ahuyenta a los insectos caminadores, al tiempo que ayuda a mantener la humedad y la temperatura de la tierra. Cubre la superficie del cantero o del tiesto con papel, enterrando los bordes en los extremos de la zona a cultivar. Haz perforaciones para insertar las semillas en la tierra, y disfruta de los beneficios. También puedes picarlos y mezclar con el mantillo.

Usos en el camping

6. Crea utensilios: Ante una necesidad, pliega varias capas de papel para hacerlo más rígido, y modela sartenes, contenedores e incluso tenedores con él.

7. Aislación: El aluminio es un buen aislante. Colócalo debajo de las patas de tus muebles de madera en el jardín, o debajo de tu tienda o de los sacos de dormir al acampar.

8. Mejores pescas: Atrae a ciertos peces colocando tiras de papel de aluminio en tus anzuelos. ¡Al reflejar la luz atraerán a tu cena!

9. Impermeabiliza: Al acampar o en climas húmedos, protege los cerillos y otros elementos envolviéndolos con este material. Asegúrate de sellar bien.

Al momento de pintar

10. Témperas y pinturas: ¿No tienes un contenedor para tus acrílicos, témperas u otras pinturas? Simplemente crea cuenquitos con este papel y descártalos al finalizar.

11. Cubre botes: Si se rompió (o perdió) la tapa de tu bote de barniz o de pintura, simplemente cúbrelo con algunas capas de aluminio, fíjalo con cinta adhesiva o bandas elásticas a los lados, y asegúrate de guardar el bote “boca abajo” para impedir el ingreso de aire.

12. Cubre pinturas: Si queda aún pintura o barniz en el bote pero no vas a usarla por algún tiempo, corta y modela una plancha de papel de aluminio y ponlo dentro de la lata, en contacto con el barniz o la pintura, sin dejar aire en su interior para que no se seque.

13. Cubre bandejas: En lugar de limpiar una y otra vez la bandeja de la pintura, o de arruinarla usando barnices y esmaltes, cúbrelas con aluminio y descártala al finalizar.

14. Protector: Si vas a pintar, usa este material para envolver prolijamente los tiradores, tapas eléctricas, los pomos de la puerta y todo lo que quieras proteger.

15. Pinceles: Si aplicaste la primera mano de pintura y ya no tienes solvente para limpiarlo, evita que el pincel se seque mientras esperas envolviendo las hebras con el papel. Asegúrate de no dejar aire en el interior.

Ideas para lavar y planchar

16. Quita la estática en el lavado: En el lavado y el secado, la fricción de las telas entre sí las cargan de estática, y esto hace que se adhieran suciedades. Evítalo colocando dentro del lavarropas dos o tres bolas de papel bien compactadas. Además, acelera el secado y permite una mejor circulación del aire caliente.

17. Planchado más rápido: Acelera el planchado colocando una capa de aluminio por debajo del cobertor del planchador, para que refracte el calor.

18. Protege el planchador: Si vas a usar parches y telas termo-adheribles, protege el planchador con aluminio.

19. Limpia la plancha: Algunas suelas de planchas no propensas a los rayones pueden limpiarse simplemente “planchando” papel de aluminio a temperatura alta. Verifica si esto funciona en tu artefacto.

Aluminio para el pelo

20. Modelador del cabello: ¿No tienes rizadores? No hay problema: envuelve tubos de papel sanitario en el aluminio, o crea tubos de aluminio directamente, y enrolla en ellos tu cabello. Ayuda al proceso aplicando calor con la secadora.

21. Reflejos puntuales: Si vas a hacer reflejos y detalles en tu cabello, usa una tira de aluminio para posar allí el pequeño mechón de cabello a teñir, aplica el producto, y enrolla para aislar esta parte del resto.

22. Protege tus gafas: Si necesitas usar tus gafas durante la tintura, cubre el marco y las patillas con aluminio para evitar que se ensucien.

Usos del aluminio para cocinar

23. Quita comida adherida: Limpia las ollas y moldes de los restos adheridos de comida frotándolos con una bola de este papel bien arrugada.

24. Limpia la parrilla: La parrilla del horno o de la barbacoa serán fáciles de limpiar si, aún calientes, las frotas con un trozo de aluminio arrugado.

25. Moldes para hornear: Si no tienes moldes del tamaño adecuado, créalos plegando papel en varias capas, en la forma deseada.

26. Achica moldes: Cuando el molde para el horno sea demasiado grande, limita su capacidad colocando una pieza de nuestro material estrella plegado en varias capas.

27. Carnes más jugosas: Al hornear carnes, aves y también vegetales, cubre el molde con el papel (sin que toque la comida) para conservar el calor y los jugos de la cocción.

28. Embudos al instante: ¿No tienes un embudo a mano?. Simplemente pliega este papel en tres o cuatro capas para darle firmeza, y enróllalo en forma de cono, dejando el extremo más pequeño abierto (o córtalo para abrirlo, si lo olvidaste antes). Extiende el extremo más grande al tamaño deseado.

29. Protector del horno y de la cocina: Si vas a cocinar algo que suele escurrir, úsalo para proteger la base del horno o de la cocina (por debajo de los quemadores), y retíralo al finalizar la cocción.

30. Conserva tus vegetales: Las verduras que producen gas etileno en su guarda en frío, como el apio, quedarán impecables por días si antes de llevarlos al refri los envuelves en este papel.

31. Evita que la comida se queme: Los bordes de las tartas, pasteles, y los huesos de las patas de las aves suelen quemarse al hornear, pues necesitas finalizar la cocción de las zonas más gruesas. Evítalo envolviendo los extremos de las patas y alas, o el borde de las tartas.

32. Ablanda el azúcar moreno: Si se ha endurecido el azúcar moreno en tu cocina, envuélvelo en papel de aluminio y hornea en calor bajo (150°C/300°F) por no más de cinco minutos.

33. Conserva el calor de los alimentos: Mientras terminas de calentar todas las tortillas, o para que no se enfríe ese pan recién sacado del horno, cubre el fondo del cesto donde vayas a servirlos, para que se caliente y mantenga la temperatura.

En los quehaceres del hogar

34. Pule cromo: Los barrales y elementos de cromo quedarán como nuevos simplemente frotándolos con aluminio arrugado en una bolita no tan compacta.

35. Afila tijeras: Haz varios cortes con la tijera sobre trozos de papel grueso (o varias capas), y quedarán bien afiladas.

36. Pule plata: Cubre la base de un contenedor con aluminio, y pon encima los elementos de plata que quieras limpiar. Sumerge en agua hirviendo y bicarbonato de sodio (una taza por cada 4 litros de agua), y deja allí hasta que la plata vuelva a brillar.

37. Mejores fotos: Crea un reflector de luz para tus fotografías cubriendo una plancha de madera o una bandeja plástica con papel de aluminio, y colócalo frente al elemento a fotografiar.

38. Fondos originales: Este papel puede ser un genial fondo para las fotografías de, por ejemplo, elementos que quieras vender online. Arrúgalo un poco para que no refleje demasiado la luz, y utiliza el enfoque de tu cámara para que no se fije en el papel sino en el objeto.

39. Individuales originales: ¿Quieres dar un toque futurista a tu mesa?. Crea salvamanteles, individuales y posacopas envolviendo un trozo de cartón con aluminio, o cualquier otro objeto que pueda darle firmeza.

Ideas útiles para hacer con papel de aluminio. 50 usos útiles del papel de aluminio

Pon algodón con quita esmaltes sobre tus uñas y envuélvelas con aluminio. ¡Podrás limpiarlas sin fregar!.

© Depositphotos.com/amyinlondon

40. Envolturas divertidas: Si ya no tienes papel de envolver y tienes un presente por hacer, úsalo para crear un envoltorio original para tu regalo.

41. Cubre-helados: Evita que los niños se ensucien al comer paletas y conos helados creando un protector: envuelve la base del cono o el palito, y extiende una especie de alas por sobre sus manitos.

42. Prolonga el uso de las lanas de acero: Luego de lavar siquiera un plato, el contacto de las lanas de acero provoca un desastre de óxido. Evítalo enjuágandolas luego del uso, envolviéndolas en papel de aluminio, y colocándolas en el congelador por unos minutos.

43. Mejora el funcionamiento del calefactor: Pon una plancha de papel en una o mas capas por detrás del radiador o del calefactor, y crearás más calor sin elevar el consumo.

44. Más luz: ¿Tienes una lámpara que no ilumina demasiado?. Coloca aluminio por detrás del bombillo, en el interior de la pantalla, para que refleje más luz.

45. Mejor Wi Fi: Este material sirve para mejorar la cobertura de tu WiFi u otros sistemas inalámbricos. Crea una pantalla de papel que frene las ondas en las direcciones donde no quieras que vayan, por ejemplo, contra el muro que da al vecino.

46. Corrige espejos defectuosos: Un golpe simple puede causar un daño en el reflejo de un espejo. Corrígelo adhiriendo un trocito de aluminio con cinta adhesiva por el dorso, para que este defecto no le quite esplendor, ¡y sin gastar dinero!

47. Mueve muebles: Trasladar muebles puede ser peligroso para tus pisos. Envuelve las patas dejando la parte opaca hacia afuera, para evitar los rayones por el roce.

48. Ajusta baterías: Si tienes pilas más pequeñas de lo que necesitas, ponlas en los soportes positivos, y completa la distancia a los polos negativos con un trocito enrollado de papel de aluminio.

49. Protege la chimenea: La parte inferior de la chimenea a menudo es difícil de limpiar. Ponle una plancha grande de papel en la base (o varias), y deja que las cenizas caigan allí sin problema. Para limpiar, sólo quita con cuidado el aluminio, y pliégalo envolviendo las cenizas.

"En el lavado y el secado, la fricción de las telas entre sí las cargan de estática, y esto hace que se adhieran suciedades. Evítalo colocando dentro del lavarropas dos o tres bolas de papel."

'

"Crea tubos de aluminio y enrolla en ellos tu cabello para rizarlo. Ayuda al proceso aplicando calor con la secadora."

50. Vuelve a adherir el vinil: Las piezas de vinilo autoadhesivo despegadas podrán corregirse simplemente colocando la pieza en su sitio, cubriendo con papel de aluminio, y pasando una plancha caliente por encima. ¡Cuidado con la temperatura!

Como ves, este material es tan versátil que va más allá de la cocina. Imprime estas ideas para usar el papel de aluminio y aprovéchalo en tus tareas de todos los días.