5 Recetas de Mascarillas Caseras

No dudes en leer el siguiente artículo donde te contaremos cómo hacer una mascarilla para el rostro en casa, de acuerdo a los objetivos que quieras lograr.

Recetas caseras de mascarillas para el rostro. Cómo hacer una mascarilla para cada necesidad. Tipos de mascarillas para el rostro

© Depositphotos.com/khorzhevska

Si tienes la piel muy dañada: Machaca la pulpa de un aguacate en un mortero y mezcla con una cucharada de jalea real.

5 Mascarillas Caseras para el Rostro

Para que puedas lucir siempre un rostro hermoso y radiante no es preciso que gastes mucho dinero en ir al salón de belleza o en cremas que no tienen buenos resultados. Puedes hacer tus propias mascarillas caseras para diferentes objetivos, logrando una piel saludable y radiante

Seguramente te haya pasado que comenzaste con alguna actividad muy entusiasmada y la adrenalina y ganas de hacerla te "duró" sólo unas semanas. Es que las personas (sobre todo las mujeres) solemos aburrirnos de todo. El gimnasio, las clases de piano, una danza, una novela que no nos atrapó lo suficiente, etc. Con los tratamientos de belleza ocurre exactamente lo mismo.

Por ello es que nos cuesta tanto mantener el rostro (o cualquier parte del cuerpo) en excelentes condiciones. Las mascarillas deben realizarse con asiduidad para poder mantener los resultados. Recuerda que muchos de los problemas de la piel se pueden tratar con éstas, porque los remedios caseros suelen ser más eficaces que cualquier otro cosmético que se venda en las tiendas. Además, tienes que acordarte de que hay una mascarilla para cada tipo de cutis.

Mascarillas caseras para la cara. Limpiar la piel del rostro con mascarillas

Recuerda que hay una mascarilla casera para muchos de los problemas de la piel. ¡Y son muy efectivas!

© Depositphotos.com/richardmlee

Una mascarilla para cada necesidad

1. Para eliminar el acné: Aprovecha el agua donde cocinaste las judías verdes (sin sal). Una vez que cueles las legumbres, deja enfriar y aplica con un algodón en tu rostro por varios días. Mientras tanto, guarda el líquido en el refrigerador.

2. Para tener un cutis suave: Puedes crear una mascarilla mezclando en un pote de yogur una cucharada de miel. Aplica sobre el rostro con movimientos circulares y deja secar (unos 20 minutos será suficiente). Limpia con mucha cantidad de agua.

3. Para que tu nariz se vea libre de puntos negros: Neutraliza la grasitud de esta zona del rostro tan brillante con una mascarilla hecha con 3 gotas del zumo de limón y 1 clara de huevo. Aplica con un algodón embebido y deja que actúe por 15 minutos. Luego enjuaga con agua tibia. Recuerda hacer este tratamiento a la noche o un día que no salgas a la calle porque el limón mancha la piel.

4. Para evitar las manchas en el cutis del rostro: Bate 3 claras de huevo hasta que estén a punto nieve y a la vez, añade la misma cantidad de aceite de almendras (lo consigues en las casas naturistas). Aplica esta mezcla todos los días en cada una de las manchas. Puedes dejar actuar toda la noche o bien no en todo el día si te quedas dentro.

5. Si tienes la piel muy dañada: Machaca la pulpa de un aguacate en un mortero y mezcla con una cucharada de jalea real. Aplica la mascarilla y deja actuar por 15 o 20 minutos en el rostro y en el cuello. Así, recuperarás la salud de la piel y a la vez la tonificarás.

Prueba estas mascarillas para el rostro de acuerdo a tus necesidades y tendrás una solución efectiva para cada caso.

Escrito por: Yamila Papa Pintor