Tratamiento para las hemorroides

Las hemorroides son extremadamente molestas, y algunas pueden llegar a doler y sangrar. ¿Cómo tratarlas?

Tratamiento para las hemorroides

Tratamiento para las hemorroides

¿Qué son las hemorroides?

Una de las patologías más comunes y extendidas en el mundo entero, y que afecta a personas de cualquier edad y sexo, son las conocidas hemorroides. Ciertamente molestas para aquellos que las padecen, se trata de várices o dilataciones que se producen en las venas del intestino recto y del ano.

Causas y síntomas de las hemorroides

Si bien las hemorroides pueden ser hereditarias, las causas son variadas: estreñimiento pertinaz, obstrucción de la vena porta del hígado producida por enfermedades en este órgano, alimentación excesiva o deficiente, y una vida demasiado sedentaria, entre otras. El factor común de las hemorroides es que se producen por un estancamiento de las venas internas del vientre, bajo vientre o vena porta.

Tratamiento para las hemorroides
Tratamiento para las hemorroides

"Debido a que es una enfermedad íntimamente relacionada con el aparato digestivo, las medidas relacionadas con la alimentación son esenciales."

Entre los síntomas que produce esta afección destacan un abultamiento anormal del vientre, inapetencia, indigestión, prurito anal, sangrado posterior a la defecación, estreñimiento, dificultades para el descanso, agolpamiento de sangre en la cabeza que provoca calor en la cara, y malestar.

Cómo tratar las hemorroides

Teniendo en cuenta que es una enfermedad íntimamente relacionada con el aparato digestivo, las medidas relacionadas con la alimentación son esenciales. Veamos algunas:

"Todo ejercicio físico ayudará a combatir las hemorroides, al igual que beber agua pura y jugo de limón."

  • Intentar cumplir con una dieta vegetariana y con abundancia de frutas. Las ciruelas y los higos son los más beneficiosos.
  • Si la causa de las hemorroides es el estreñimiento, puedes atacar a este último dejando 5 ciruelas sin hueso y 2 cucharadas soperas de semillas de linaza en reposo toda la noche. Al día siguiente, cómelas en ayunas masticando despacio.
  • Beber agua pura y jugo de limón.
  • Todo ejercicio físico ayudará a combatir las hemorroides. 15 minutos de caminata después del almuerzo y cena son muy recomendables.
  • Hazte masajes diarios de al menos 5 minutos en la zona del vientre y bajo vientre.
  • Date un par de baños al día de unos 5 minutos, y asegúrate durante los mismos que el agua moje bien la zona anal.
  • La aplicación de decocciones de cola de caballo luego de la defecación y el posterior lavado puede ser de gran ayuda. El lavado de la región anal con decocciones de manzanilla tibia también contribuye a este fin.
  • Todas las noches puedes cubrirte la zona afectada con una compresa derivativa en forma de T.
  • Tomate un baño de vapor con 2 puñados de flores de manzanilla en tres litros de agua. Siéntate en el agua durante unos 15 minutos y recibe el vapor. Si puedes repetir este baño durante el día, mejor.

Atrévete a tomar estas medidas naturales y fáciles de cumplir para evitar tratar tus hemorroides con medicamentos farmacéuticos, excepto que éstos sean de obligatoria administración.