Tratamiento para la celulitis

Nadie está exento de tener celulitis, por lo que debemos estar pendientes sobre sus tratamientos y métodos de prevención.

Tratamiento para la celulitis

¿Qué es la celulitis?

La celulitis es una palabra prohibida en los catálogos y estándares de belleza. Antiguamente asociada a la gordura y a la flacidez corporal, hoy sabemos que se trata de una condición que puede presentarse tanto en hombres como en mujeres, y en cuerpos excedidos de peso o en cuerpos delgados.

La celulitis es una condición de nuestro organismo que describe la acumulación de grasas por debajo de la piel. Esto provoca, según el tamaño de los cúmulos y la intensidad de la condición, que la piel se vea poco tersa, con pozos y marcas, por lo que recibe también el nombre de "piel de naranja". La gravedad de la celulitis puede hacer que estos cúmulos de grasas se observen a simple vista, siendo este el caso más severo.

La celulitis es casi inherente a nuestro organismo en la actualidad. La mala dieta, la falta de ejercicios, el balance hormonal de nuestro cuerpo y muchísimos otros factores propician su aparición y desarrollo, incluyendo el estrés y los estados anímicos.

Tratamiento para la celulitis
Tratamiento para la celulitis

© Depositphotos.com/dml5050

"La celulitis es una condición de nuestro organismo que describe la acumulación de grasas por debajo de la piel."

Tratamientos caseros contra la celulitis

La dieta es uno de los aliados para prevenir la celulitis. La alimentación balanceada, con buena carga de frutas y vegetales, ayuda a prevenir los depósitos que se acumulan y provocan esta odiada piel de naranja.

El ejercicio, en particular el aeróbico o cardiovascular, es otro aliado para prevenir y eliminar la celulitis. En primer lugar, ayuda a disolver los cúmulos de grasas, para luego quemar las excedentes y mejorar la circulación.

Los masajes para la celulitis son otra forma de eliminarla. La presión y los masajes circulares y verticales, con la mano o con instrumentos, es una técnica ideal para eliminar paulatinamente la celulitis, mejorar la circulación, y también higienizar y exfoliar tu piel.

El uso de productos, como cremas, lociones y tónicos, también puede ayudar en gran medida. Úsalos mientras te haces masajes, o luego de exfoliar y limpiar la piel. Estos productos ayudan a disolver los cúmulos de grasa y estimulan el drenaje linfático y la circulación sanguínea. También hay muchos compuestos caseros que puedes hacer y aplicarte, con iguales objetivos.

"La alimentación balanceada, con buena carga de frutas y vegetales, ayuda a prevenir la celulitis."

Finalmente, el sol es un aliado contra la celulitis. La piel bronceada ayuda a disimular su aspecto, y el calor del sol activa la sudoración, lo que elimina toxinas de la piel. Eso sí: siempre asoléate con la protección adecuada, y dentro de los horarios recomendados.