Tips para Tomar Decisiones Correctas

¿Crees que no sabes tomar buenas decisiones y que realmente lo necesitas para tu vida.? No dudes en leer este artículo para aprender un poco al respecto.

Tips para Tomar Decisiones Correctas

Cómo Tomar Buenas Decisiones

Si bien en este post hablaremos sobre tomar decisiones correctas en los negocios o emprendimientos, también los consejos te pueden ayudar a hacerlo en tu vida personal. Las resoluciones deben ser rápidas, pero al mismo tiempo bien pensadas para así favorecer a tu empresa, empleados y futuro del proyecto.

Consejos para tomar las decisiones correctas. Tips para aprender a tomar decisiones. Cómo tomar buenas decisiones en el trabajo
Aprender a tomar decisiones correctas te ayudará tanto en los negocios como en la vida personal.

© Depositphotos.com/inesbazdar

No pienses que son demasiadas presiones para una sola persona... ¡Actúa en consecuencia! Un buen líder sabe asumir los riesgos y tomar una postura respecto a cada asunto de su empresa. Si eres el dueño de tu negocio, no olvides que las decisiones correctas son aquellas que te llevarán a lo más alto y a poder cumplir los objetivos que te hayas impuesto, pero además, aumentan tu autoestima y te inspiran a seguir adelante.

Pero ten en cuenta que no siempre obtendrás excelentes resultados gracias a lo que decidas; eso si, al menos habrás “tomado cartas en el asunto” como se dice popularmente.

Muchos jefes o dueños de emprendimientos son reticentes a tomar decisiones por el miedo a equivocarse, pero no se dan cuenta que no decidir también es un error. La práctica de apostar por una resolución es fundamental en el mundo de los negocios, y si no sabes decidir en el momento adecuado, no serás muy inspirador ni ejemplo para tu equipo.

En vez de desperdiciar tiempo, energías y hasta dinero en pensar en aplazar o directamente no tomar decisiones, mejor sería que te equivocaras y asumas la responsabilidad por tus actos. De esta manera, todos los que trabajan a tu alrededor te verán como un líder “de carne y hueso”.

5 tips para tomar decisiones correctas

Una cuestión muy importante y a no dejar de lado es que además de que las resoluciones sean correctas, han de ser rápidas. ¡Por supuesto que se puede cumplir con estos dos requisitos! ¿Cómo?. Ten en cuenta los siguientes tips:

1. No busques la perfección: Por más de que te digan (o pienses) lo contrario, lo perfecto y sublime no existe. Muchos líderes fracasan por buscar la excelencia y tardan bastante en tomar decisiones. Por ello, no esperes a tener todas las herramientas a disposición y confía en tus capacidades para elegir la opción más acertada.

2. No seas dependiente: Esto quiere decir que las resoluciones que tomes deben solucionar un problema, no dejar contentos a los demás (y no a ti). Si no eres bueno resolviendo asuntos es probable que estés esperando la aprobación constante del resto de tu equipo. Eso no es para nada saludable pensando en el futuro de tu empresa. Rodéate de aquellos que puedan ayudarte y que no te presionen; delega en los que pueden tener una mirada diferente sobre el tema; consulta a los que más saben, pero busca la distinción y la independencia. Esperar a que todo un comité o grupo de trabajo se ponga de acuerdo puede ser una misión imposible, por lo tanto, en la medida de lo posible toma tus propias decisiones.

Claves para tomar decisiones correctas en los negocios. Tips para aprender a tomar buenas decisiones. Tips para saber tomar decisiones

Para tomar buenas decisiones no siempre debes esperar a tener disponibles todas las herramientas. A veces debes lanzarte sin miedo.

© Depositphotos.com/feedough

3. No exijas tanto a tu cerebro: La mente también necesita descansar y muchas veces no le garantizamos las horas de sueño necesarias. Uno de los tips para tomar decisiones correctas es justamente, apagar el cerebro para que él solo se encargue de darnos la respuesta que estamos esperando. Cuando estás presionándolo demasiado consigues el efecto contrario y será imposible decidir lo correcto. Puedes ir a tomar un poco de aire al parque más cercano, levantarte de tu escritorio y mirar por la ventana, dormir una siesta o tomarte unas mini vacaciones. ¡Todo ayuda!. Si la mente está cansada no puede trabajar y ser eficaz.

4. No te dediques a resolver problemas: El hecho de tener que tomar decisiones no significa que siempre tendrás que buscar una solución a los inconvenientes que surgen. Es verdad que una resolución sirve para responder a una situación adversa, pero no es lo único que puede hacer. Asume una posición más activa o de “prevenir antes que curar”. De esta manera, podrás adelantarte a los hechos y tener tiempo para pensar una buena decisión sin las presiones de resolver un problema.

"Las decisiones correctas son aquellas que te llevarán a lo más alto y a poder cumplir los objetivos que te hayas impuesto, pero además, aumentan tu autoestima y te inspiran a seguir adelante."

'

"Muchos jefes o dueños de emprendimientos son reticentes a tomar decisiones por el miedo a equivocarse, pero no se dan cuenta que no decidir también es un error."

5. No le escapes a las responsabilidades: Si al decidir algo te has equivocado, debes ser el primero en reconocerlo. No esperes a que los demás te digan que has hecho una cosa mal. Hazte de valor y convoca una reunión donde hagas tu “mea culpa”. No olvides que esto te dará mayor respeto y lealtad ante tu equipo. El siguiente paso será resolver el fallo y seguir adelante... ¡Sin olvidarte de lo ocurrido para que te sirva como enseñanza!

No hay dudas de que tomar buenas decisiones es necesario para tu negocio, pero también se valora mucho aceptar si te equivocas. Lo que no se suele perdonar es la falta de resolución.