Tipos de Realidad Virtual

¿Es lo mismo la realidad aumentada que la virtual? ¡No!. Entra aquí y conoce los distintos tipos y cómo funcionan.

Tipos de Realidad Virtual

¿Qué es la Realidad Virtual?

Los avances a pasos agigantados de las ciencias tecnológicas hoy ponen a nuestra disposición distintos tipos de realidad virtual, que buscan facilitar nuestras tareas, ampliar nuestra experimentación del entorno, y una mayor participación en la comunidad global. Pero, antes de aprovechar todas sus posibilidades, necesitas aprender a distinguirlas.

Se conoce como realidad virtual a todo el conjunto de tecnologías y experiencias para el aprendizaje, la comunicación, y también el entretenimiento. Por decirlo de un modo simple, es la experimentación de entornos digitales, reales o combinados, a través de tecnologías de reconocimiento, ya sea de distancias, elementos, visualización o muchos más.

Los elementos utilizados involucran gafas (o visores) que muestran ante nuestros ojos proyecciones de datos agregados en el entorno. Así, dependiendo del tipo de tecnología podrás ver el entorno real combinado con el digital, o sólo el digital, para tener interacciones con sus elementos.

Los 3 tipos de realidad virtual. Cómo funciona la realidad virtual? Ejemplos de realidad virtual
El juego Pokemon Go aprovecha la tecnología de realidad aumentada para interactuar con el usuario.

© Depositphotos.com/Artranq

"En reglas generales, se reconocen tres tipos: la realidad virtual, la aumentada, y la combinada."

Tecnologías de realidad virtual

En reglas generales, se reconocen tres tipos: la realidad virtual, la aumentada y la combinada:

1. Realidad virtual: (“Virtual Reality” o, por sus siglas en inglés, “VR”). Esta es una tecnología que altera la realidad y la manera en la que la percibimos. Por decirlo más fácil, se describe como el uso de un visor para observar e interactuar con un entorno artificial, utilizando estímulos sensoriales que pueden incluir la vista, el oído, y en elementos avanzados también falso-tacto, y en poco tiempo se logrará incluir el olfato, si se suma al visor los artefactos adecuados (por ejemplo, auriculares, guantes y otros). Este es el tipo de tecnología que seguramente has visto en muchas películas: los personajes usan visores o cascos completos que les permiten formar parte de mundos fantásticos para el entretenimiento, o de entornos reales que hayan sido digitalizados, como en los entrenamientos militares, médicos y otros.

Actualmente, se la usa para el entretenimiento en su mayor medida (con megacorporaciones como Apple, Samsung, Google y hasta Play Station liderando la competencia), aunque también posee aplicaciones en los diversos campos científicos de investigación y de educación.

2. Realidad aumentada: (“Augmented Reality” o, por sus siglas en inglés, “AR”). A diferencia de la anterior, usa el entorno natural y agrega datos para potenciar la experimentación, para acceder a información, y para facilitar diversas tareas. También mediante el uso de un visor (o de cascos completos, guantes y otras tecnologías) y de pantallas (como móviles, tabletas, incluso laptops y otras), el usuario puede observar el entorno real, sobre el que se “sobreimponen” elementos digitales correspondientes a la actividad. Así, puedes acceder a tu libreta de contactos, email, datos en la nube, videos, música y un sinfín de datos, que se muestran en una capa virtual agregada entre tus ojos y el mundo real… por decirlo de algún modo.

El uso cotidiano de la realidad aumentada incluye las famosas gafas Google, pero quizás el ejemplo más notorio sea la interacción desprendidas de la cacería mundial de Pokemones que llevó a millones de personas observar las calles de sus ciudades a través de la pantalla del smartphone, intentando detectar criaturas digitales añadidas al espacio.

Realidad aumentada. Realidad combinada. Tecnologías de realidad virtual.

Esta tecnología utiliza estímulos sensoriales que pueden incluir la vista, el oído, e incluso el tacto.

© Depositphotos.com/marinobocelli.gmail.com

En la realidad aumentada, el usuario puede observar el entorno real sobre el que se “sobreimponen" elementos creados de manera digital.

3. Realidad Mezclada: (O Realidad Combinada, “Mixed Reality” o, por sus siglas en ingles, “MR”). La realidad mezclada, o combinada, es una suerte de realidad aumentada potenciada gracias al avance de las nuevas tecnologías. La diferencia, aunque sutil, puede ser significativa: permite agregar datos (elementos) al entorno real, esta vez no solamente sobreimpresos o exhibidos, sino que interactúan y reaccionan al entorno.

Seguramente alguna vez viste una serie científica y te maravillaste con la tecnología que permitía mostrar los órganos humanos en funcionamiento proyectados en un holograma sobre la camilla del quirófano, mientras los médicos giraban y modificaban la proyección para identificar el mal del paciente, o tal vez viste a un cierto detective creando las más maravillosas hipótesis que permitían definir misterios no resueltos con proyecciones que iban modificándose en tiempo real, usando los datos que los investigadores forenses cargaban en bases de datos. Esos son dos buenos ejemplos de lo que nos quiere ofrecer la realidad combinada.

En la actualidad, este tipo de tecnología está a disposición de los diversos campos de investigación y de las ciencias, aunque las corporaciones están trabajando para convertirla en una más de las realidades virtuales adaptadas a nuestras vidas.