Cómo Ser Respetado en el Trabajo

Claves para Ganarse el Respeto en el Trabajo

Ser respetado en el trabajo a veces puede ser una misión imposible, y no sólo es algo que sufren los líderes o jefes, sino que también se padece entre colegas y compañeros.

Ganarse el respeto de los demás en el ambiente laboral lleva su trabajo y tiempo, porque las personalidades que allí se encuentran a diario son muy diferentes. Además, son bastantes las horas que se comparten a diario y eso puede generar roces. Algo fundamental es conservar la convivencia y desempeñar las tareas que se nos encomiendan de la mejor manera posible. Pero atención, que el cambio no tiene que ser sólo de los demás, porque tú también debes auto respetarte. Ese es el primer paso para después exigir lo mismo en los otros.

Respeta tus esfuerzos, sé disciplinado, no te dejes llevar por lo que dicen tus compañeros, tómate un tiempo para pensar qué es lo que te gustaría de tu empleo o tu puesto, etc. Ahora si, es tiempo de aprender a ganarte el respeto en tu trabajo y lograr resultados maravillosos.

Tips para ser respetado en el trabajo (para empleados)

Si quieres ganar respeto en el trabajo, no dudes en seguir los consejos que se indican a continuación:

Claves para ganarse el respecto si eres líder. Cómo ser respetado por tus compañeros de trabajo. Claves para ganarse el respeto siendo lider

© Depositphotos.com/pressmaster

Imagen 1. No olvides recompensar los buenos resultados si quieres ser respetado en tu trabajo.

Sé más proactivo: Si estás todo el tiempo buscando lo malo, no estarás ayudando a modificar los sentimientos que los demás tengan por ti. Deja de lado la negatividad y si tienes que señalar algo de un trabajo ajeno, siempre hazlo de manera constructiva. Es verdad que a la mayoría no les gusta escuchar eso de un colega, sin embargo, recalca tus buenas intensiones, procura ser amable y ayudar con soluciones interesantes.

Recibe bien las críticas: Lo mismo que pides en los demás, debes cumplirlo tú mismo si quieres ganarte el respeto en tu trabajo. Cuando seas el blanco de las críticas, recuerda que siempre están hechas para ayudarnos a mejorar, si es que el otro lo está haciendo de buena manera. Ábrete un poco y aprende de tus errores.

Conoce cuáles son tus responsabilidades: No importa si hace mucho que trabajas en el mismo lugar o si eres nuevo, serás respetado si sabes a la perfección cuáles son tus actividades, obligaciones y responsabilidades. No te entrometas en las tareas de nadie ni intentes hacer menos de lo necesario o esperable.

Cuida tu imagen personal: Esta también es una buena manera de ganarse el respeto, porque como decíamos antes, el autorespeto está por sobre todas las cosas. El aspecto es tu carta de presentación, por lo tanto, presta atención a cómo te vistes y arreglas. Así no serás desestimado en lo que haces, por más que tu performance sea perfecta.

Guarda secretos: Las confidencias que te hagan tus compañeros deben guardarse bajo cien llaves. Así ellos seguirán confiando en ti y tú podrás ser respetado. Las personas que no se dedican a contar chismes por los pasillos son consideradas respetables. Ya estarás sumando un punto y evitarás que los demás te falten el respeto.

Establece los límites: En muchos casos, para ganarse el respeto tenemos que indicar hasta donde alguien puede pasarse de la línea. Aprende a decir que no, porque también ello forma parte de tu profesionalidad. Si no decides participar en una tarea específica debes ofrecer una justificación concreta que te respalde y aportar alternativas para ayudar. Si dejas que los demás “pisen tu cabeza”, será muy difícil que te respeten, es así de sencillo.

Consejos para ser respetado en el trabajo (para líderes)

Si hay algo que preocupa y quita el sueño de los jefes y líderes de las empresas, es no tener el respeto de sus subordinados. Entonces, para que esto no te ocurra a ti, ten en cuenta los siguientes consejos:

Predica con el ejemplo: Los líderes con todas las letras actúan más de lo que hablan. Nada de falsas promesas ni de adular a los que solamente desean escalar posiciones sin importar a quién derriban. Por el contrario, los jefes respetados son los que demuestran que se esfuerzan a la par de los empleados, que no se quedan encerrados en su oficina de brazos cruzados a la espera que los demás hagan todo. Debes ser confiable tanto en el empleo como fuera de él.

No temas asumir riesgos o admitir que te equivocas: La humildad es otra de las características necesarias para ganarse el respeto. Los que no tienen miedo de innovar, cambiar si algo no va bien, buscar estrategias novedosas y eficientes o mejorar a la organización, son los más respetados. Por otro lado, aprende a admitir tus errores, eso no te hará parecer menos líder, sino todo lo contrario; tus empleados te tomarán más en serio y se darán cuenta que eres capaz de aceptar lo que está mal.

Reconoce los esfuerzos de los demás: Los líderes siempre piensan de qué manera los demás pueden mejorar, no quieren “salvarse” ellos solos. Debes comportarte de esa manera si quieres ganar respeto. Cuando alguien hace un trabajo ideal o destacable, hazlo saber al resto. Recompensa a los que se lo merecen, admira el quehacer ajeno, no quieras acaparar todos los buenos resultados a tus gestiones.

Para ganarse el respeto en el trabajo lo importante es sentirse seguro de si mismo y dirigirse a los demás de buena manera.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista con consejos e ideas para crear una Navidad mágica, en familia y con amigos, llena momentos inolvidables.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo Ser Respetado en el Trabajo, te sugerimos que visites nuestra sección Relaciones interpersonales.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social