Cómo ser Guía de Turismo

Funciones de un Guía de Turismo

Muchas personas se preguntan si pueden ser guía de turismo porque les gustaría tener ese trabajo simplemente, o porque desean viajar por el mundo. Sin embargo, esas no son las únicas razones. Un guía de turismo profesional le aporta valor a un atractivo, destaca lo más importante y lo que a los visitantes les gustará, permite que crezca el interés de quiénes hacen el tour, ayuda a los demás a aumentar sus conocimientos históricos, artísticos y culturales, demuestra la hospitalidad en la gente de su país, etc.

Esta profesión es muy importante sobre todo en ciudades y pueblos donde la demanda de turistas es cada vez mayor. Uno de los objetivos es fomentar la visita a los monumentos, conocer sobre las tradiciones y hacer que cada turista “se lleve lo mejor” del destino en particular.

Por otra parte, el turismo es un pilar fundamental para el funcionamiento de un país en lo que se refiere a la economía. Entonces, ser guía turístico estará contribuyendo a la nación a prosperar, así como también mostrar al mundo lo mejor que se tiene.

Funciones de un guía de turismo. Pasos para ser un guía turístico. Objetivos de un guía de turismo

© Depositphotos.com/dimaberkut

Imagen 1. Para ser guía de turismo debes conocer varios idiomas, el inglés como primera opción.

Consejos para ser guía turístico

En la mayoría de los países, para ser guía turísticoes preciso contar con una formación específica, la cuál se ofrece en diversas escuelas o universidades. Un buen profesional tiene que saber no sólo lo básico sobre un atractivo, sino también investigar en lo que se refiere a la geografía, la arqueología y la ciencia, tener memoria para la historia y saber encontrar los datos más llamativos. También debe saber varios idiomas para hacerse entender y conocimientos prácticos como ser medios de transporte o carreteras.

Presta atención a los siguientes pasos para ser guía de turismo:

Determina qué tipo de guía deseas ser: Existen una gran variedad o estilos de tours y éstos dependen, en su mayoría, del guía. Quizás te gusten más los atractivos naturales que los arquitectónicos y quieras ofrecer un servicio en un parque o reserva, o tal vez sólo desees profundizar sobre un atractivo puntual o de una época especial. Presta atención qué es lo que tu ciudad o país tiene para ofrecer y especialízate en algo en particular. Luego, podrás ir aumentando tus conocimientos y tus servicios.

Estudia en un instituto habilitado: Puede que creas que para ser guía turístico sólo tienes que aprenderte de memoria la historia de tal edificio o una plaza, sin embargo, precisas un título que te avale. Esto quiere decir que para conseguir empleo tendrás que demostrar que has estudiado y te has graduado. Los cursos no son muy extensos pero te abrirán muchas puertas, y esta enseñanza te aportará muchos conocimientos, sobre todo prácticos, para que puedas asesorar a los turistas, interpretar lo que desean y saber qué les gusta. Otra buena idea es que tomes clases de oratoria o liderazgo, porque te ayudarán a desempeñarte mejor, a ser un guía que maneje a todo un grupo y demuestres confianza al transmitir lo que sabes.

Investiga: La mejor manera de ser guía de turismo es saber sobre uno o varios temas. No tienes que ser una enciclopedia, pero si tener conocimientos generales del destino en el que trabajas. Ten en cuenta que los visitantes suelen hacer preguntas y si no sabemos la respuesta, nos pueden dejar mal parados. Tu pasión por la investigación y la lectura no deben terminar cuando te gradúas;  trata de seguir buscando datos para “aggiornar” tus relatos y llamar la atención de los viajeros.

También es importante saber al menos dos idiomas;  el inglés como primera medida, porque es el que la mayoría de las personas conoce, y otro más según la afluencia de turistas que lleguen a tu ciudad. El ruso o el japonés pueden ser difíciles, sin embargo, recuerda que las personas de estos dos países pueden pagar muy buen dinero por tours en su propia lengua.

Busca empleo: Puedes enviar tu CV a diferentes instituciones y empresas, como por ejemplo, los edificios importantes e históricos de la ciudad. Una buena manera de comenzar es formar parte del staff de ese lugar. También puedes presentar una solicitud en una empresa de turismo que se dedique a los tours, o incluso hasta montar un emprendimiento propio y ofrecer paseos a los turistas.

Practica: Para saber si tienes dotes de guía turístico y puedes estar frente a un público, primero deberás conocer bien el libreto de lo que vas a decir. Practícalo varias veces pero trata de que no se note si está aprendido de memoria. Puedes hacer bromas, cambiar el orden de lo que digas, ofrecer algunos comentarios según las edades de los viajeros o el lugar donde se encuentren, etc.

Y por último, para ser guía turístico no debes descuidar tu aspecto y tu personalidad. Esto quiere decir que has de ser lo más original posible para que nadie se olvide de ti (y pueda recomendarte a sus amigos o familiares).

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista con consejos e ideas para crear una Navidad mágica, en familia y con amigos, llena momentos inolvidables.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo ser Guía de Turismo, te sugerimos que visites nuestra sección Tareas y técnicas de trabajo.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social