Pintar los azulejos y economizar en ambientación

Pintura para cambiar el aspecto de azulejos

Cuando encaramos un proyecto de renovación del hogar, los azulejos se presentan como un verdadero desafío. Y es que para dar un nuevo aspecto a la cocina, al cuarto de baño o al cuarto de lavado, inmediatamente pensamos en los altísimos costos y en el prolongado tiempo de trabajo que implicaría picar, retirar y colocar azulejos a nuestro nuevo gusto, y terminamos por adaptar la nueva decoración a los azulejos existentes. Pero hoy tenemos una nueva alternativa que resulta muy práctica, rápida, efectiva y quizás lo más buscado: muy económica.

Se trata de la pintura de azulejos, con un material especialmente formulado para cubrir y adaptarse a estos materiales, con una prolongada vida y a prueba del uso cotidiano. Aunque la pintura decorativa y artesanal de los azulejos es bastante añosa, la pintura para remodelación sólo se ha visto en los hogares desde hace relativamente poco tiempo.

El cálculo de material se realiza al igual que con una pintura convencional. Se mide primero la superficie, para determinar los metros cuadrados, y se calcula que se debe dar como mínimo dos manos de pintura. Si quieres pintar azulejos oscuros de un color más claro, deberás calcular quizás tres o cuatro manos.

Cómo pintar los azulejos

Comienza por limpiar bien la pared de azulejos con agua jabonosa y un cepillo. Aplica limpiadores comerciales o una solución de vinagre y bicarbonato de sodio en las uniones, raspándolas con un pequeño cepillo de cerdas duras, para eliminar todas las suciedades y depósitos. Luego, enjuaga y aclara bien, para quitar cualquier resto de limpiador. Deja secar al aire, y repasa toda la superficie con un trapo de algodón (que no deje pelusas) con alcohol, para retirar la grasitud. Para no volver a ensuciar y para proteger tus manos, recuerda utilizar guantes de látex.

Marca la superficie con cinta de papel de bajo contacto, para trazar las divisiones o los patrones deseados. Luego, aplica la primera mano de pintura con un rodillo, para obtener un buen acabado. Los rodillos de goma espuma son sumamente adecuados para este trabajo. Deja secar algunas horas, y aplica la segunda mano. Deja secar bien entre una y otra mano, y aplica las capas que sean necesarias para tener un acabado parejo, prolijo y que cubra bien la superficie y los colores previos.

Se puede luego hacer diseños y estampas con la misma pintura y la ayuda de pinceles o moldes tipo stencils. Luego de aplicada la pintura, no hará falta alguna protección como barniz, ya que el material viene preparado para ser resistente.

En una tarde de trabajo habrás remodelado completamente las paredes de los cuartos cubiertos con azulejos, por una mínima fracción del costo que hubieras proyectado.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista con consejos e ideas para crear una Navidad mágica, en familia y con amigos, llena momentos inolvidables.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo remodelar ambientes con pintura para azulejos, te sugerimos que visites nuestra sección Ahorro y Economía en el Hogar.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social