¿Qué hacer cuando tu hija tenga su primer novio?

Llega el momento tan imaginado durante años: tu hija tiene su primer novio. ¿Y ahora? ¿Cómo deben actuar sus papás?

El primer novio de mi hija

Cómo actuar cuando tu hija tiene su primer novio

Es, quizás, un momento temido por los papás, y a veces un poco esperado por las mamás durante años. Pero cuando nuestra hija preadolescente llega a casa con la novedad de tener su primer novio, ese asunto antes imaginado ahora toma un tinte real, que puede provocar nervios y miedos en cualquier mamá.

¿Qué hacer cuando tu hija tenga su primer novio?
Cuando la hija tiene su primer novio llega el momento temido por los papás, y a veces un poco esperado por las mamás

Probablemente, el primer novio de tu hija sea más una ilusión que una realidad, es decir, quizás sólo se tomen de las manos y pasen tiempo juntos, y no sea un tórrido romance que llega a lo físico. Pero asegúrate de hablar con tu hija sobre sexo y seguridad, pues nunca sobra la información al respecto. Sé prudente y habla con delicadeza: dependiendo de la edad, puede que haya ciertos detalles que quizás no entienda. Sólo limítate a la mecánica del asunto, y a las maneras de mantener la seguridad en todo momento.

Mantenerse unidas

No limites a tu hija respecto de su novio, y pide a su papá que tampoco lo haga. Frases como “eres demasiado joven para tener novio” no sólo no es real (¡piensa a qué edad tuviste tu primer suspiro por un niño!), sino que creará una innecesaria tensión con tu hija. Tú eres mujer, como lo es ella, y eres quien mejor puede comprenderla en este enamoramiento.

En lugar de alejarla, acércala. Dile que está bien que pase tiempo con ese chico pero no en lugares demasiado íntimos. Dile que lo invite a tu casa a estudiar juntos o a pasar el tiempo, cumpliendo con algunas normas básicas, que serán las que tú definas (como no estar solos en la habitación). Por otro lado, tú eres quien ha educado a tu hija, y este es tu momento de poner a prueba tu confianza: dale su espacio, deja que estén viendo la TV o hablando en el jardín a solas (aunque siempre bajo el sutil ojo vigilante de mamá), en lugar de estar con ellos a todo momento. Esto sólo provocará que los jóvenes quieran estar en otro sitio.

El primer novio de mi hija: La comunicación

Hoy es natural que las adolescentes pasen horas comunicándose con su novio y con sus amigas, usando Internet, redes sociales, el teléfono móvil o cualquier otro elemento. No prives a tu hija de hacerlo, pues ya la habrás educado sobre no enviar fotografías ni comportarse indebidamente (puedes establecer la configuración de los artefactos y analizar su contenido, por seguridad). Deja que pase el rato enviando y recibiendo mensajes si eso es lo que quiere, pero con tus reglas: luego de haber terminado de hacer sus deberes escolares o sus tareas en casa, y no durante la cena o el momento familiar.

Finalmente, conoce al muchacho. Es su primer amor, y lo más probable es que sea un joven tan confundido como ella en este momento. Habla con él, sin interrogarlo sino para conocerlo: quizás sea una de las personas más memorables de la vida de tu hija, e integrarlo a la confianza familiar es una manera de mantener la seguridad.

"No limites a tu hija respecto de su primer novio, y pide a su papá que tampoco lo haga."

'

"Conoce al primer novio de tu hija. Es su primer amor, y lo más probable es que sea un joven tan confundido como ella."