Qué hacer cuando tenemos demasiadas deudas

Qué hacer si tenemos muchas deudas

Las deudas contraídas van en aumento en estos últimos tiempos, y llegan a asfixiar a las familias que con sueldos normales (o sin ellos) no son capaces de hacer frente a esos pagos periódicos. La hipoteca y las cuotas del coche son dos de los préstamos habituales que más cuesta devolver. Veamos cómo evitar el sobre-endeudamiento a fin de mes, así como soluciones para combatirlo.

Contratar sólo préstamos imprescindibles

En general, se aconseja únicamente contratar un crédito para aquellos bienes imprescindibles y que no podríamos adquirir desembolsando dinero en efectivo, por ejemplo, la vivienda. No obstante, un coche de marca o determinados seguros no obligatorios por ley son muchas veces deudas que se pueden evitar.

Ojo con las tarjetas de crédito, puesto que además de las comisiones también provocan que las familias compren más de lo que pueden y se encuentren a fin de mes con más gastos acumulados. A resaltar también el gran interés cobrado por los descubiertos en cuenta (cuando la cartilla bancaria se encuentra en números negativos), y que por tanto conviene evitar a toda costa.

Renegociar la hipoteca para aplazar la deuda

Lo ideal sería pagar los mínimos intereses en el menor tiempo posible, pero esto muchas veces no es así. Si estamos en una situación complicada y no podemos hacer frente a más deudas, conviene acudir al director del banco y renegociar la hipoteca, bien para aplazar los importes de las cuotas durante un tiempo determinado, o para renegociarlos y convertirlos en pagos más pequeños mensualmente. Evidentemente, tanto una como otra opción tienen su sobrecosto a la larga en forma de un incremento de intereses que conviene tener en cuenta.

En relación con los bancos, cabe comentar que la mayoría ofrecen el servicio de reunificación de deudas, dirigido a aquellas personas con pagos pendientes de distintos ámbitos (coche, casa, seguros...). Esta reunificación busca refinanciar todas las deudas en una única, reduciendo así el importe de las cuotas mensuales, aunque una vez más, a la larga lo normal es que salga más caro, pues se ampliará el número de cuotas.

Recurrir a ayudas sociales o familia para pagar deudas

Cuando ya hemos probado todos los mecanismos descritos y aún así cuesta tanto llegar a fin de mes que no se pueden pagar más deudas, es hora de buscar financiamiento por otro lado. Por ejemplo, dependiendo del país de residencia es posible acceder a distintas ayudas sociales, prestaciones o becas que se pueden pedir para cualquier miembro de la familia y ayudarán a paliar temporalmente la mala situación financiera. La familia o amigos cercanos, en último término, son otra opción a la que acudir cuando se necesita efectivo urgente para hacer frente a esos préstamos tan difíciles de liquidar.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista con consejos e ideas para crear una Navidad mágica, en familia y con amigos, llena momentos inolvidables.

Si deseas leer más artículos similares a Qué hacer cuando tenemos demasiadas deudas, te sugerimos que visites nuestra sección Economía y Ahorro.

Esta nota te fue útil?
4 valoraciones.
El 75% dice que es útil.

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social