Qué hacer con los Niños en las Vacaciones en Casa

Actividades para los niños en vacaciones

Con buena anticipación y planificación, el tiempo de vacaciones con los niños en casa no tiene por qué ser tedioso, extenso y extenuante. Bien podemos planificar con anticipación, pactando con los hijos las actividades a realizar, para que así ellos no pasen su verano tumbados en el sofá, frente al televisor, y al acecho de pobres padres y madres que han de entretenerlos.

Un poco de investigación es todo lo que necesitas. Puedes recorrer los blogs y las páginas web en busca de buenas ideas. Luego, elige de entre ellas las que sean más del agrado de tu hijo o hija, o bien preséntale la lista completa. Estas actividades han de ser atractivas y entretenidas, aunque intercaladas con algunas labores.

Trabajos pequeños para niños

Por suerte suele haber actividades para los niños durante sus vacaciones, y una de ellas son los campamentos y viajes en grupo, que toman entre 7 y 10 días. Seguramente tu hijo querrá ir de viaje con amigos este verano. Pues entonces hazle la propuesta de manera infalible: explica que podrá ir de viaje, pero que en la semana previa al viaje deberá dejar su habitación en perfecto estado, eliminando los papeles y todo lo que ya no utilice, limpiándolo y dejándolo de maravillas. Si eres tú quien se encarga de las habitaciones, proponle al niño que se encargue del jardín, del ático, o dale alguna tarea que le sea de esfuerzo, a modo de trabajo cuya paga o recompensa sea el viaje. Así combatirás el ocio y el malgasto de tiempo de una manera sutil, adecuada y productiva.

Actividades dentro de casa

Supongamos, ahora, que no hay viajes o que tu hijo o hija no gusta de los viajes. En tal caso, debes proponer al niño actividades que lo alejen de la pantalla vacía del televisor y lo hagan moverse, caminar, estar fuera de casa para aprovechar del aire libre y socializar, quizás con otros niños en el vecindario, que también pasarán el verano en casa.

Una buena idea es proponer al niño realizar una actividad que no sólo cumpla con los objetivos mencionados, sino que también le deje algo de dinero para sus ahorros. Por ejemplo, dedicarse al reciclaje de latas de aluminio (de bebidas y conservas) o de botellas de vidrio, que podrá recolectar tanto en su casa como en la de vecinos, para luego venderlas a un centro de reciclado o a entidades recolectoras para su reaprovechamiento.

Aunque bien podrías pagarle tú por cumplir ciertos objetivos, la idea aquí no es recibir la mesada o la mensualidad por parte de sus padres, sino fomentar las buenas prácticas y hábitos en los niños, incluso en las vacaciones. Ofrecer un servicio o producto a cambio de dinero es la base de la sociedad a nivel laboral y comercial, y podrías estar invitando a tu hijo hacia el camino del éxito con estos emprendimientos, sin siquiera saberlo, y tan sólo para evitar que los veranos en casa se conviertan en un verdadero tormento de aburrimiento, ocio e improductividad.

Si deseas leer más artículos similares a Qué hacer con los Niños en las Vacaciones en Casa, te sugerimos que visites nuestra sección Niños.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social