Cómo prevenir las estrías

Trucos y consejos para evitar la formación de estrías o retardar su aparición; sobre todo para aplicar en esos dos periodos más probables de surgimiento.

Cómo prevenir las estrías

Cómo prevenir las estrías

Prevención de estrías

Por lo general las estrías suelen aparecer en la adolescencia y durante el embarazo. Esto es debido a cambios hormonales en el primer caso y fundamentalmente por el estiramiento de la piel a partir del quinto mes en el caso del embarazo.

Existen otros motivos dependiendo de las características genéticas de la piel y los cuidados que se le brinden, pero si bien estos efectos pueden pasar las estrías quedan.

Recomendaciones para prevenir la aparición de las estrías o  disminuir su tamaño

  • Usar una faja cuando esté embarazada o en caso de obesidad.
  • Aplicar regularmente cremas especiales contra las estrías en las zonas afectadas, o propensas a serlo, con movimientos circulares.
  • Evitar dietas adelgazantes rápidas que generan un desequilibro en el organismo.
  • Evitar la ingesta de corticoides, porque generan un desequilibrio hormonal que produce la ruptura de las fibras de la piel.
  • Mantener la elasticidad de la piel ingiriendo al menos dos litros de líquido por día y usando leches o cremas corporales hidratantes.
  • No realizar ejercicios o deportes que requieran violentas movimientos de contracción muscular repetitivos.
Cómo prevenir las estrías
Cómo prevenir las estrías

© Depositphotos.com/luckybusiness

"Por lo general las estrías suelen aparecer en la adolescencia y durante el embarazo."

Recomendaciones para prevenir la aparición de las estrías o  disminuir su tamaño

  • Usar una faja cuando esté embarazada o en caso de obesidad.
  • Aplicar regularmente cremas especiales contra las estrías en las zonas afectadas, o propensas a serlo, con movimientos circulares.
  • Evitar dietas adelgazantes rápidas que generan un desequilibro en el organismo.
  • Evitar la ingesta de corticoides, porque generan un desequilibrio hormonal que produce la ruptura de las fibras de la piel.
  • Mantener la elasticidad de la piel ingiriendo al menos dos litros de líquido por día y usando leches o cremas corporales hidratantes.
  • No realizar ejercicios o deportes que requieran violentas movimientos de contracción muscular repetitivos.