Cómo prevenir calambres

Horrible sensación cuando se produce un calambre. Estas contracciones musculares son muy dolorosas y repentinas. Pero afortunadamente podemos aliviarlas de inmediato y también prevenirlas.

Cómo prevenir calambres

¿Qué son los calambres?

Conocemos a los calambres como fuertes y duraderas contracciones musculares que se presentan acompañadas de espasmos y dolor. Los motivos de su presentación son diversos, como así también los métodos para eliminarlos y prevenirlos.

¿Por qué se producen los calambres?

Las causas son bastante diversas, entre ellas podemos enumerar las siguientes:
  • Oxigenación muscular insuficiente
  • Una gran exigencia o movimientos bruscos sin un adecuado precalentamiento
  • Padecer ciertas enfermedades que propicien esta condición
  • Mala alimentación, generando falta de minerales y vitaminas (es el caso de los calambres estomacales)
  • Repetir un mismo movimiento de manera mecánica y durante un largo período de tiempo
  • Falta de una relajación adecuada, o poco descanso entre uno y otro movimiento
  • Una mala respiración (oxigenación)
  • La alta temperatura de ambiente, ya que el calor provoca sudoración y con ello posturas incómodas y deshidratación

Cómo prevenir calambres musculares

Procura alimentarte saludablemente, respirar bien, evitar fumar y beber no menos de dos litros de agua diarios. En tu dieta debe haber suficiente cantidad de vegetales y frutas frescas, además de carnes rojas y blancas magras.

Si eres propenso a los calambres, un buen truco es consumir una porción diaria de un alimento rico en potasio, como las bananas o plátanos. También consume alimentos ricos en sodio, aunque sin excederte en la cantidad.

Los alimentos con un alto contenido de magnesio tampoco pueden faltar (frutas y vegetales). Si llevas un ritmo de vida muy activo, asegúrate de consumir frutas secas y legumbres, que te aportarán los minerales indispensables.

Cómo aliviar un calambre

  • Si sufres de un calambre, mantén la calma. Respira profundo para oxigenar todo tu cuerpo, y comienza a estirar el músculo, en una pose cómoda y suavemente, pues esto te provocará dolor.
  • Conforme la sensación vaya menguando, aumenta la intensidad del estiramiento.
  • Al finalizar el dolor, masajea la zona para asegurar una buena circulación sanguínea, que llevará nutrientes, agua y oxígeno a las células musculares que lo necesitan.
  • Si vas a realizar actividades que generalmente te provocan calambres, asegúrate de hacer un adecuado precalentamiento y beber agua o bebidas con electrolitos y minerales. Viste ropa holgada y mantén tu cuerpo fresco para prevenirlos.

"Una gran exigencia, o movimientos bruscos sin un adecuado precalentamiento, son causas comunes que provocan calambres."

'

"Si eres propenso a los calambres, un buen truco es consumir una porción diaria de un alimento rico en potasio, como las bananas o plátanos."