Plantas Tóxicas para Animales

Plantas Tóxicas para Animales que debes Evitar en Casa

Las plantas y las flores pueden adornar los ambientes de nuestro hogar, siempre que no se trate de estas plantas tóxicas para animales que sólo podrían traerte problemas. Para que tu perro, tu gato u otra mascota tenga siempre seguridad y salud, elimina de tus canteros y tiestos estas variedades peligrosas para animales, incluso de donde piensas que no tienen acceso. Siempre es mejor prevenir que lamentar.

Plantas con flores tóxicas para animales

Acebo (Agrifolio, Cardón, Xardón - Ilex aquifolium): Sus hojas, flores y frutos son venenosos y pueden provocar trastornos gastrointestinales, diarreas, vómitos, somnolencia y, en casos graves, deshidratación, shock y muerte.

Adelfa (Laurel rosa, Laurel en flor, Loendro - Nerium oleander): Es altamente tóxica, su consumo puede provocar vómitos, diarreas, irritación, dolor abdominal, somnolencia, depresión del sistema nervioso central, fiebre, trastornos cardíacos (como taquicardia y arritmias), problemas respiratorios (como disnea), debilidad muscular, convulsiones, coma y hasta la muerte por paro cardíaco.

Plantas que debes evitar en tu jardín si tienes mascotas. Plantas tóxicas para perros y gatos. Lista de plantas peligrosas para animales

© Depositphotos.com/jannyjus

Imagen 1. Estas plantas tóxicas para animales pueden provocarles diversos síntomas, incluso hasta la muerte

Amarilis (Estrella de Caballero - Amaryllis belladona): Esta planta tóxica para animales puede provocar trastornos gastrointestinales, vómitos, diarreas, dolor abdominal, falta de coordinación, trastornos cardíacos y hasta la muerte.

Ave del paraíso (Strelitzia reginae): esta planta, son sus bellas flores, puede provocar vómitos, nauseas y malestar general con decaimiento.

Azalea (Rododendro – Rhododendron): Es una planta tóxica para perros y gatos, que puede provocarles vómitos, diarrea, exceso de salivación, pérdida del apetito, debilidad, efectos alucinógenos, ardores bucales, alteraciones del sistema nervioso central, debilidad muscular, hipertensión, dificultad para respirar, coma y hasta muerte por asfixia.

Caladio (Alas de ángel - Caladium hortulanum): estas plantas tóxicas para animales pueden provocar ardor bucal, exceso de salivación, dolor, irritación, edema e hinchazón (en lengua, cuello, estómago, esófago e intestinos), vómitos, diarreas, y dificultad para respirar.

Ciclamen (Panporcino - Cyclamen): Por su contenido de ciclamina puede provocar trastornos gastrointestinales, vómitos, diarreas, convulsiones, insuficiencia renal y parálisis.

Clivia miniata (Clivia miniata): Por su contenido de oxalato de calcio puede provocar en las mascotas diarreas, vómitos e irritación.

Flor de Pascua (Poinsetia - Euphorbia pulcherrima): Puede provocar dermatitis, irritación, prurito (picazón), edema, vesículas o ampollas, vómitos, diarreas, dolor abdominal, irritación de las mucosas, salivación abundante y trastornos oculares por contacto.

Hortensia (Hydrangea macrophylla): Estas plantas tóxicas para animales, aunque muy llamativas, pueden provocarles diarreas, vómitos, dolor abdominal, malestar general, falta de coordinación y temblores.

Ipomea (Correhuela, Campanilla - Convolulus arvensis): Es una planta purgante y tóxica para animales, provocándoles efectos alucinógenos, malestar general, trastornos gastrointestinales, irritación del tubo digestivo, diarrea y dolor abdominal.

Iris (Lirio hediondo - Iris foetidissima): Puede provocar vómitos, diarrea, dolor abdominal, irritación e hipertensión.

Jacinto (Junquillo - Hyacinthus orientalis): Su bulbo resulta tóxico para animales, y los síntomas que provoca incluyen irritación gastrointestinal, vómito, diarrea y a veces la muerte.

Lirio de la Paz (Espatifillo, Lirio de la paz - Spathiphyllum): Especialmente tóxica para los perros, puede provocar numerosos trastornos gastrointestinales, diarreas, vómitos y mucha irritación.

Narcisos y Lilas (Narcissus pseudonarcissus): Estas plantas tóxicas para animales pueden provocar dermatitis, irritación de la piel, vómitos, diarreas, dolor e inflamación abdominal, exceso de salivación, convulsiones, trastornos cardíacos y hasta la muerte.

Ricino (Catapucia, Higuera del diablo - Ricinus communis): Especialmente tóxicas en sus semillas, pueden provocar vómitos, diarreas sanguinolentas, dolor abdominal, falta de coordinación, abundante salivación, convulsiones, somnolencia, hemorragia, insuficiencia renal, coma y muerte.

Tejo (Texo, Sabino - Taxus baccata): Es altamente tóxica para numerosos animales, incluyendo al humano. Su ingesta puede provocar conducta agresiva, somnolencia, trastornos gastrointestinales, dolor abdominal, irritación, vómito, diarrea, dilatación de las pupilas, falta de coordinación, dificultad para respirar, inflamación renal y hepática, disminución de la frecuencia cardíaca, debilidad muscular, parálisis, temblores, convulsiones, coma y muerte.

Tulipán (Tulipa): Su bulbo es altamente tóxico para los animales, provocándoles irritación gastrointestinal, vómitos y diarreas.

Plantas sin flores tóxicas para animales

Algunas especies sin flores, pero igualmente comunes en nuestros hogares, son plantas tóxicas para animales, mascotas y también humanos, como las siguientes:

Acebo. Pueden provocar dolor abdominal, diarrea, vómito, deshidratación, shock y muerte.

Aloe Vera (Sábila). Tan curativa y milagrosa como venenosa para perros y gatos, pudiéndoles provocar por su ingesta vómitos, orina rojiza y espasmos

Cannabis Sativa (Planta de marihuana). Al ser ingeridas, estas plantas tóxicas para animales provocan depresión del sistema nervioso central, falta de coordinación, vómitos, diarrea, salivación, aumento de la frecuencia cardíaca, convulsiones y coma.

Costilla de Adán (Esqueleto, Monstera deliciosa). Puede provocar alteraciones gastrointestinales, vómitos, irritación e inflamación (en la boca, cuello y otros órganos internos)

Crotón (Codiaeum variegatum). Su ingesta y su contacto pueden provocar en las mascotas dermatitis con irritación, enrojecimiento, vesículas o ampollas, ardor bucal, excesiva salivación, dificultad para tragar por inflamación en lengua, esófago y estómago, diarreas, vómitos, dilatación de las pupilas, convulsiones, alteraciones renales y hepáticas y muerte.

Difenbaquia (Dieffenbachia). Una de las plantas tóxicas para animales más peligrosas, puede provocar dermatitis con irritación, enrojecimiento, inflamación, ampollas, ardor bucal, inflamación, salivación excesiva, dolor, dificultad para tragar, edema e inflamación interna, vómitos, dificultad para respirar y muerte.

Drácena (Drago, Planta de cinta, Planta de maíz). Puede provocar dilatación de las pupilas, vómitos con o sin sangre, pérdida de apetito y exceso de salivación.

Filodendro (Philodendron). Casi todas las variedades de estas plantas tóxicas para animales provocan ardor bucal, dolor agudo, excesiva salivación, inflamación de lengua y faringe, dificultad para respirar, edema de esófago, estómago e intestinos, vómitos, asfixia, trastornos renales, agresividad, convulsiones, encefalitis, debilidad muscular, parálisis y hasta muerte.

Hiedra (Yedra, Hedera hélix). Son levemente tóxicas, el contacto puede provocar dermatitis, irritación, erupciones cutáneas, ampollas y úlceras, mientras que su ingesta puede provocar vómitos, diarreas, fiebre, espasmos musculares, excitabilidad, bradicardia, coma y muerte por asfixia.

Muérdago (Visco, Tiña, Liria, Viscum album): Sus frutos son tóxicos y pueden provocar vómito, diarrea, irritación y dolor abdominal, dilatación de las pupilas, abundante  salivación, exceso de sed, problemas cardiocirculatorios y neurológicos con asfixia y dificultad respiratoria, taquicardia, convulsiones, parálisis, coma y muerte por paro cardíaco.

Palmera de Sagú (Falsa palmera). Su ingesta puede provocar vómito, diarrea, problemas hepáticos, convulsiones y hasta muerte en ingestas abundantes.

Potos (Potos seda). Por su ingesta puede provocar irritación, vómito, excesiva salivación y dificultad al tragar.

Ricino. La ingesta de sus semillas puede provocar ardor en boca y garganta, vómito, diarrea y sed excesiva. En casos extremos: la muerte.

Imprime y ten en mente esta lista de plantas tóxicas para animales, para evitar tenerlas en casa y todos puedan vivir con seguridad.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista digital gratuita con consejos e ideas para estas Fiestas. Encontrarás recetas, manualidades, trucos de decoración y muchos tips más.

Si deseas leer más artículos similares a Plantas Tóxicas para Animales, te sugerimos que visites nuestra sección Mascotas.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social