Cómo perder el miedo al parto

Cómo evitar los nervios previos al parto

Toda madre primeriza, llegado al séptimo mes de embarazo, comienza a experimentar los nervios y la ansiedad propios de un momento tan significativo y memorable como lo es el parto. Es mucho más que natural temer un poco, pues se trata de algo que cambiará su vida por completo, y de lo que se ha hablado quizás demasiado. Para poder aliviar tus tensiones y perder el miedo al alumbramiento, aquí te proponemos estos consejos.

Razones para perder el miedo al parto

Es algo simple: cuando sientes miedo tu cuerpo se tensiona, no logras analizar con claridad la situación en manos, tus músculos se ponen más duros, tu respiración se acelera, tu ritmo cardíaco cambia. El cuerpo produce una respuesta mediante la liberación de sustancias como la adrenalina, aumenta el sudor y todo esto hace que tu organismo no logre funcionar con normalidad, haciendo que el parto sea más doloroso, incómodo y hasta peligrando tanto tu bienestar como el del bebé.

Pero no estamos aquí para alarmarte ni hacerte pensar que todo eso ocurrirá, sino todo lo contrario. Mantener la calma y estar preparada para el parto te facilitará manejar la situación, encontrar la calma que regule las funciones de tu cuerpo y te permita aliviar el dolor y las molestias, logrando un organismo saludable.

Consejos para evitar el miedo al parto

Lo primero es informarte. Conoce qué se espera en tu cuerpo durante cada mes de embarazo, en el trabajo de parto y en el nacimiento. No lo hagas leyendo sólo lo negativo, sino analizando la realidad: hay miles de mujeres que no sufren en estas ocasiones, y saberlo te dará mucha más calma entre tanta ansiedad. Lee, mira vídeos en Internet, habla con tu médico y con otras madres para conocer sus experiencias, e infórmate tanto como puedas. El conocimiento de lo que suceda y lo que pueda suceder es imperativo para esclarecer eso que, de lo contrario, provocaría el temor.

Haz la terapia que consideres apropiada para aliviar la tensión previo al parto. Puede ser Yoga o Pilates para futuras mamás, salir a caminar, hacer terapia de diván especial para embarazadas, natación o lo que prefieras. Prepara a tu cuerpo con ejercicios para fortalecer los músculos y renovar tus energías. Canaliza tus temores hacia una dirección más propicia, liberándolos y haciendo lugar para almacenar un mundo de energías positivas.

Mantén tu perfil positivo y optimista. Siempre hay algo que pueda salir mal, pero lo más probable es que el parto transite normalmente. Si te la pasas pensando en todas las complicaciones posibles sólo estarás llamando a que eso pase. En cambio, infórmate sobre todo lo que puedas, y mantente confiada de que todo saldrá bien, con calma y con amor.

Relájate, regocíjate de las últimas semanas de gestación, ese momento de plenitud definitiva en la vida de toda mamá. Conéctate con tu bebé, aprecien estos últimos días juntos de un modo inigualable, y prepárate para recibirlo en tus brazos, luego de un parto que sin dudas resultará en calma y felicidad.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista digital gratuita con consejos e ideas para estas Fiestas. Encontrarás recetas, manualidades, trucos de decoración y muchos tips más.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo perder el miedo al parto, te sugerimos que visites nuestra sección Embarazo y maternidad.

Esta nota te fue útil?
3 valoraciones.
El 100% dice que es útil.

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social