Cómo limpiar las sombrillas

Un buen mantenimiento y limpieza de las sombrillas, tanto de estructura metálica como de madera, ya sea las que usamos en la playa o en el jardín de casa, es indispensable para que se conserven en óptimas condiciones

Cómo limpiar las sombrillas

Limpiar las sombrillas

El verano está llegando y al buscar la sombrilla, nos hemos encontrado que está sucia, con manchas de humedad y muy envejecida.

Esto ocurrió, porque al guardarla en la temporada anterior, no le hicimos un buen mantenimiento. Trataremos de encontrar una solución, antes que tengamos que salir a comprar otra.

Pasos para limpiar las sombrillas

Eliminar el polvo. Para limpiar la sombrilla, lo primero, es eliminar todo el polvo que ha acumulado este tiempo en que ha estado guardada. Lo ideal es hacerlo con un aspirador.

Frotar con esponja húmeda. Luego, habrá que frotar la lona con una esponja o cepillo humedecido en una mezcla de agua, algún detergente neutro y un chorro de amoníaco.

Enjuagar. A continuación, hay que enjuagar muy bien.

Si la sombrilla es de colores fuertes, añadir un chorrito de vinagre al agua del enjuague, para que se fijen bien. Si por el contrario, es blanca, se debe añadir agua oxigenada.

Por último, abrir la sombrilla y dejar que se seque muy bien al sol.

"Para limpiar la sombrilla, lo primero, es eliminar todo el polvo que ha acumulado este tiempo en que ha estado guardada. ."

Mantenimiento de las articulaciones

Seguramente también necesitara mantenimiento en sus articulaciones, para esto, lo mejor es utilizar algún lubricante en aerosol si las articulaciones son de metal; si son de madera, usar cera en pasta para devolverle su brillo.

Un consejo final, llevar a cabo este mismo procedimiento antes de guardarlas al finalizar el verano, para que de esta manera se mantenga en mejores condiciones por un mayor tiempo.

"Seguramente también necesitara mantenimiento en sus articulaciones, para esto, lo mejor es utilizar algún lubricante en aerosol."