Cómo impermeabilizar una terraza

Guía para impermeabilizar una terraza

Las terrazas y azoteas son el espacio "verde" de muchas viviendas, sean propiedades horizontales o edificios de las grandes urbes. Solemos visitarlas en las reuniones con amigos, como un escape al encierro y a la vida diaria. Por eso, su acondicionamiento e impermeabilización resultan imprescindibles para una habitación exterior cuidada, con uso efectivo y seguridad para el resto de la residencia.

La transitabilidad de la zona y nuestro presupuesto destinado a su acondicionamiento dictarán el sistema a elegir, como vimos el artículo cómo elegir una pintura impermeabilizante. Para simplificar la explicación, te contamos cómo hacer esta tarea con los elementos de más simple aplicación, ahorrando en el costo y optimizando los resultados.

Preparando la terraza antes de impermeabilizar

Elige un día cálido y sin vientos fuertes para comenzar con el acondicionamiento, evitando suciedades que vuelen o probables lluvias. Retira todo elemento móvil (incluyendo muebles, macetas, y otros elementos). Luego, dale a la terraza una limpieza profunda, con agua a presión si el piso lo permite, o bien con cepillos firmes y aspiradora de alta potencia.
Si hubiera señales de moho y hongos, será necesario hacer un lavado ácido, aplicando con cuidado una solución de una parte de ácido muriático en cuatro partes de agua. Se deja actuar unos minutos y luego se enjuaga con agua a presión, dejando secar al aire y con el sol durante, al menos, seis horas.

Analiza el estado de la superficie luego de esta limpieza profunda, determinando las refacciones que fueran necesarias. Las baldosas y cerámicos defectuosos deben ser reemplazados por otros nuevos, con cemento adhesivo y sellador de mortero adecuado. Las grietas pequeñas y las punciones serán rellenadas con sellador acrílico pintable, y los sectores con faltantes considerables pueden ser recubiertos con vendas geotextiles de la medida más adecuada. Deja fraguar las refacciones por el resto del día, y luego da otra limpieza en seco antes de proseguir.

Cómo aplicar la pintura impermeabilizante

Ya acondicionada la terraza, es hora de aplicar el producto. Puedes optar por un impermeabilizante acrílico y luego por una pintura de caucho para azoteas, que son los de más simple aplicación y menor costo.

Para ello, luego de la limpieza, aplica a rodillo la pintura acrílica impermeabilizante del color que prefieras, utilizando tonos de fábrica o entonadores en la mezcla. Pasa dos a tres capas de producto diluido en 30% de agua, dejando secar entre cada capa, hasta haber utilizado un total de 1,5 kilogramos de pintura por cada metro cuadrado de la superficie. Hazlo desde el sector más alejado al acceso de la terraza, cubriendo en su totalidad.

Ya con el espacio seco, se coloca una capa de fibra de vidrio en rollo por sectores mientras se la va fijando y recubriendo con pintura de caucho, en dos a tres capas, dejando ventilar a la perfección entre ellas. La fibra de vidrio, mientras se humedece, irá tomando la forma de la terraza y dejando una superficie mucho más resistente al tránsito. Asegúrate de no dejar burbujas de aire o arrugas, pues allí podría acumularse aire y minimizar el efecto impermeabilizante con el paso del tiempo.

Aplica esta técnica sobre el piso y también en muros, caños y toda la superficie expuesta. Puedes usar pintura impermeabilizante y de caucho de diferentes colores en cada sector, dando un acabado estético de manera automática.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista digital gratuita con consejos e ideas para estas Fiestas. Encontrarás recetas, manualidades, trucos de decoración y muchos tips más.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo impermeabilizar una terraza, te sugerimos que visites nuestra sección Reparaciones y Mantenimiento.

Esta nota te fue útil?
11 valoraciones.
El 64% dice que es útil.

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social