Ideas para limpiar de manera natural y reutilizar productos

Con el reciclaje no sólo podremos ahorrar, sino también proteger el medio ambiente reutilizando productos en tareas cotidianas, como la limpieza del hogar.

Una limpieza económica y ecológica

Limpieza ecológica y económica

En casa usamos muchos productos para limpieza del hogar e higiene personal, que no sólo son caros, sino también agresivos con el medioambiente, ya sea porque contienen aditivos químicos o por liberar gases tóxicos al usarlos. Muchos pueden ser reemplazados por productos naturales comprados o fabricados en forma casera.

Para la cocina, por ejemplo, podemos reemplazar los paños habituales por los más ecológicos de microfibra o los de fibras de bambú. Estos últimos están fabricados con bambú de rápido crecimiento. Son  muy absorbentes, más económicos, duran mucho tiempo, y no toman olor porque son antibacteriales.

Para limpiar los sanitarios de porcelana y que queden brillantes y limpísimos (y más blancos, cuando son blancos) podemos hacer una mezcla de bicarbonato (muy eficaz blanqueador en general), agua y unas gotas de de algún aceite esencial antibacterial o jugo de limón.

Ideas para limpiar de manera natural y reutilizar productos
Muchos productos de limpieza pueden ser reemplazados por otros naturales comprados o fabricados en forma casera

"Para la cocina podemos reemplazar los paños habituales por los más ecológicos de microfibra, o los de fibras de bambú."

Para quitar manchas de tinta de la ropa, prepara una mezcla de leche y vinagre blanco, y aplica sobre la mancha. Deja reposar y luego enjuaga con agua.

Los utensilios de cocina de bambú son livianos, generalmente de buen diseño, y mucho más ecológicos que los plásticos. Reemplaza tus utensilios de teflón por los de elegante bambú.

Reutilizar botellas y recipientes

Lava bien las botellas de vidrio y compra en el supermercado tapones ajustables. Podrás usarlas para guardar bebidas, caldos, y hasta salsas.

Cuando tomes vino, guarda el corcho. Cuando tengas muchos, córtalos a la mitad, a lo largo, y pega uno junto al otro, con la parte plana hacia abajo, sobre una plancha de foami (goma eva). Será un excelente posa fuentes y a costo casi cero.

Si necesitas algo más rígido, simplemente pon los corchos enteros uno junto al otro, formando un círculo o rectángulo, pégalos entre sí con pegamento universal, asegura con un precinto y pasa sobre éste una cinta o unas vueltas de hilo sisal, para dar mejor terminación.

"Lava bien las botellas de vidrio y compra en el supermercado tapones ajustables. Podrás usarlas para guardar bebidas, caldos, y hasta salsas."

Si no tienes espacio para tener una huerta, ni siquiera en macetas, planta aunque sea hierbas en los envases plásticos de crema o dulce (de paso, los re-utilizas). No sólo te servirán para cocinar, sino también para preparar remedios caseros y productos de belleza naturales.