Cómo hacer un Baño Detox de Arcilla

Baño de Inmersión de Arcilla

Nuestras vidas diarias están constantemente expuestas a numerosas toxinas, que se acumulan en el organismo y que podrás eliminar fácilmente con este baño detox de arcilla, ideal para terminar la semana dándole un mimo a todo tu cuerpo. Lo harás muy fácil y usando ingredientes que tienes en casa, o que encontrarás en el mercado de tu ciudad. ¡Prepáralo esta noche y disfruta de sus propiedades!

Ingredientes

Este baño de inmersión desintoxicador usa ingredientes simples y naturales, que le dan a tu ser sólo beneficios. Ellos son:

Sales de Epsom, o sulfato de magnesio: Son un compuesto mineral puro, completamente natural, que tiene geniales beneficios para tu piel, tus músculos y tus sistemas. Agregarlo al baño te permitirá relajar los músculos y aliviar tensiones, y funcionan en nuestro interior desprendiendo las toxinas almacenadas para propiciar su eliminación.

Baño de inmersión casero de arcilla. Cómo preparar un baño detox casero. Baño de inmersión de arcilla de bentonita

© Depositphotos.com/annahoychuk

Imagen 1. La arcilla de bentonita se adhiere a las toxinas y las elimina de tu cuerpo. Es un ingrediente clave en este baño detox casero.

Arcilla de bentonita, o arcilla montmorillonita: Es un compuesto de cenizas orgánicas que tiene un curioso papel en este baño detox: se “adhiere” a las toxinas y las retira de tu cuerpo, de una manera eficiente a la vez que satisfactoria. Además, mejora las funciones del aparato digestivo y se la usa para el tratamiento de parásitos, en contaminación por metales pesados y numerosas bacterias. También aporta beneficios a tu piel, en la forma de minerales esenciales para su belleza, elasticidad y firmeza, como el calcio, el cobre, hierro, potasio y zinc.

Aceites esenciales de cítricos: Promueven la regeneración celular, nutren tu piel, y ayudan a eliminar impurezas, al tiempo que le dan a tu baño una fragancia inigualable.

Pasos para hacer el baño detox

Primero, prepara el agua del baño, llenando la tina con agua caliente (a la temperatura deseada) y disolviendo allí una taza de sales Epsom. Revuelve con tu mano hasta que ya no puedas sentir las sales en el agua. Después, agrega media taza de arcilla de bentonita en polvo.

Una vez que la arcilla se haya disuelto, sólo resta agregar unas 7 u 8 gotas de aceite esencial de naranja junto con 4 o 5 gotas de aceite esencial de limón, y sumergirte en este delicioso baño que relajará tu cuerpo y tu mente, al tiempo que ayudará a los sistemas naturales de tu organismo a desintoxicar con la mayor eficiencia posible. Repite este baño detox una vez por semana para mantener siempre activos tus maquinarias naturales para la eliminación de toxinas.

Aunque todos estos ingredientes son naturales y gentiles con nuestro cuerpo, algunas personas pueden presentar alergias a los aceites esenciales cítricos y a la arcilla de bentonita. Lo mejor es consultar antes con tu médico de cabecera para verificar que estos ingredientes serán adecuados para tu piel y organismo. Recuerda que puedes reemplazar los aceites esenciales por otros que le den beneficios a tu piel, y que perfumen tu baño detox casero de un modo placentero y estimulante.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo hacer un Baño Detox de Arcilla, te sugerimos que visites nuestra sección Otros.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social