Cómo hacer Rotuladores Comestibles

Cómo Crear Marcadores Comestibles

Con una técnica muy simple puedes hacer en casa unos geniales rotuladores comestibles que escriben y dibujan sobre cualquier alimento, y también sobre la vajilla para decorar tus platillos, de un modo seguro para cualquier persona. Estos marcadores son geniales para dibujar sobre los glaseados firmes, pero con algo de paciencia también puedes usarlos sobre panificados, quesos, hasta carnes y cualquier otra superficie que quieras decorar con color y muchísima originalidad.

Lista de materiales

Para hacer tus propios marcadores comestibles necesitas 1 paquete (o al menos, 1 unidad) de rotuladores comerciales regulares (también conocidos como fibras o fibrones). Verifica que indiquen en su envase ser no tóxicos y también lavables, en el color que quieras. Pueden ser nuevos o viejos, pero asegúrate de que cumplan con esas dos condiciones.

Marcadores comestibles caseros. Pasos para crear fibrones con tinta comestible. Decorar pasteles con marcadores comestibles

© Depositphotos.com/redcarpett

Imagen 1. Con estos geniales rotuladores comestibles tus glaseados y bocadillos quedarán con más detalle y definición.

También es necesario abrir el tubo plástico del marcador por el extremo inferior. Busca los que tengan una pequeña tapa plástica, y no los que sean de un solo cuerpo sellado. Además, consigue lo siguiente:

  • Colorantes vegetales de uso alimenticio, comerciales o hechos en casa, del color que quieras. Si sólo tienes colorante en pasta, dilúyelo en unas gotas de agua, pues para este trabajo necesitas que estén líquidos.
  • Un par de pinzas (opcional, para abrir los extremos de los marcadores que sean demasiado duros)
  • Guantes de látex
  • Un contenedor descartable

Pasos para hacer los rotuladores comestibles

Lo primero será preparar tus materiales en la mesa, ponerte los guantes de látex y, con la ayuda de las pinzas, quita la tapita del extremo de los rotuladores que vayas a convertir. Dando algunas sacudidas, quita la almohadilla, que es el tubito afelpado que hay dentro de los rotuladores, donde está la tinta.

Coloca el contenedor debajo del grifo y abre el paso de agua suavemente, logrando un pequeño hilo constante que vaya cayendo dentro del cuenco. Pon la almohadilla debajo del hilo de agua, de modo que vaya quitándole la tinta, hasta que quede blanca y perfectamente limpia. Ya listo, repite la operación con la pluma (la punta del marcador, que escribe), haciendo pasar el agua desde adentro y hacia afuera. Ya que es un rotulador no tóxico y lavable, la pluma también debería quedar blanca. Verifica que ya no escriba al pasarla por un papel blanco u otra superficie.

Importante: Necesitamos asegurarnos de que sean marcadores de tinta lavable, para poder retirarla y reemplazarla por los colorantes. También es imprescindible que sean no tóxicos, pues esto nos indica que ninguna parte de los rotuladores es peligrosa para el contacto y consumo humano, incluyendo tinta, almohadilla, pluma, cuerpo plástico ni ninguna otra.

Toma la almohadilla y observa ambos extremos. Uno será liso y el otro ahuecado. Sin dejar secar y trabajando desde el lado ahuecado, comienza a verter gota a gota el colorante vegetal gastronómico dentro de la almohadilla. Ten cuidado para que no se desborde y  también algo de paciencia, manteniendo la almohadilla en vertical para que el colorante vaya siendo absorbido (te recomendamos trabajar sobre una servilleta de papel o, mejor aún: sobre el contenedor descartable). Si tu colorante fuera en gel o pasta, puedes diluirlo en agua y trabajar con un gotero o una jeringuilla sin aguja, para facilitar el llenado de la tinta comestible.

Vuelve a insertar la almohadilla con el lado ahuecado hacia la pluma (la punta que escribe en el rotulador), asegurándote de que queden en contacto. Vuelve a colocar la tapa, y deja el marcador comestible en punta para que el colorante empape la pluma.

Ya listo, podrás conservarlos en la nevera o usarlos sobre tus pasteles, glaseados firmes, para decorar tus platillos (y hasta los platos) de un modo seguro, con estos geniales marcadores comestibles caseros.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista digital gratuita con consejos e ideas para estas Fiestas. Encontrarás recetas, manualidades, trucos de decoración y muchos tips más.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo hacer Rotuladores Comestibles, te sugerimos que visites nuestra sección Trucos.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social