Cómo hacer Ferrero Rocher Caseros

Receta para hacer Ferrero Rocher Caseros

Hoy tenemos algo genial para ti que seguramente te encantará, pues te enseñaremos a hacer Ferrero Rocher caseros. Es que sabemos bien la delicia que son estos bombones elegantes y sofisticados, pero también conocemos lo costosos que pueden resultar cuando queremos complacernos a rienda suelta.

Prepara tus ingredientes y materiales, y sorprende a tus invitados (¡o a tus papilas gustativas!) con estos deliciosos bombones caseros, casi idénticos a los de la reconocida marca comercial.

Ingredientes y materiales necesarios

Para hacer una gran tanda de 36 bombones Ferrero Rocher caseros necesitarás:

- 1 taza de crema de avellanas o Nutella. Puedes hacer nutella casera siguiendo estas instrucciones
- 75 gramos (1/2 taza) de obleas de avellana trituradas. Puedes hacerlas caseras o usar los “pirulines” comerciales rellenos
- 85 gramos de chocolate con leche (de barra o de taza, pero no en chispas)
- 85 gramos de chocolate negro o amargo (ídem anterior)
- 200 gramos de avellanas

Receta de Bombones Ferrero Rocher caseros. Preparación de bombones caseros simil ferrero rocher. Preparar tus propios ferrero rocher caseros

© Depositphotos.com/bhofack2

Imagen 1. Te recomendamos hacer Ferrero Rocher caseros usando pirulines triturados: son más livianos y prácticos para esta receta

Nota: Las avellanas deben ser enteras y “crudas”. Separa 36 de ellas, las de mejor aspecto, para usarlas en los centros de tus bombones caseros. Pélalas sumergiéndolas en agua muy caliente unos segundos, y deposítalas después en un paño limpio y seco, para frotarlas suavemente y quitarles la piel.

Además, separa unos 40 gramos de avellanas, pélalas y pícala algo gruesas,  para usarlas en la cobertura de los Ferrero Rocher caseros. Las restantes (unos 150 gramos), también deben ser peladas para usar en la receta del relleno.

Preparación

Primero, separa y prepara las avellanas, de acuerdo a las instrucciones anteriores. Para hacer el relleno de tus bombones, pica groseramente las avellanas correspondientes (con un cuchillo o la procesadora, sin reducir a polvo). Separa en dos mitades: pon una en un bol grande, y la otra mitad en un bol mediano. Pica las obleas o pirulines de avellana y combínalos con las del bol grande, para integrar.

Vierte la crema de avellanas (Nutella) en el bol mediano, y mezcla bien con la picadas. Lleva al refrigerador por unos 45 minutos o más, para que esté todo bien frío y firme.

Mientras tanto, prepara una placa para galletas cubierta con papel de hornear engrasado (o una plancha de silicona antiadherente) que puedas acomodar en el congelador. Divide la mezcla del bol mediano en 36 “cucharaditas” (cada una será un bombón). Inserta al centro de cada uno una de las avellanas enteras reservadas, y mueve entre las palmas de tus manos levemente para dar forma de bolita. Haz rodar cada porción por la mezcla del bol grande, asegurándote de hacer una cobertura bien completa. Pon los 36 bombones Ferrero Rocher caseros en la bandeja, y lleva al congelador por unos 30 a 45 minutos, para que endurezcan y se enfríen muy bien.

Cobertura de los Ferrero Rocher

Ya que los bombones estén casi listos en el enfriado, funde a baño María los chocolates picados, poniéndolos en una cacerolita pequeña para que tengan cierta altura. Toma tu tiempo para no quemarlos y dejarlos brillantes y deliciosos, sin grumos. Si quieres, integra en el chocolate las avellanas groseramente picadas que reservaste en el primer paso.

Toma de a uno tus bombones del congelador y, sujetándolos con un mondadientes (escarbadientes, palillo), sumérgelos en el chocolate con las avellanas, cubriéndolos por completo. Puede que debas sumergirlos y retirarlos unas dos o tres veces, para hacer una cobertura más gruesa y completamente deliciosa. Ya bien cubiertos, deposita tus bombones en una rejilla o plancha de silicona para que formen una base plana y el chocolate endurezca: si quieres hacer una cobertura menos firme, agrega una cucharadita de mantequilla al chocolate fundido.

Cuando hayas cubierto todos los bombones, llévalos a la nevera hasta el momento de consumir, o hasta que se enfríen bien y los coloques en pirotines de papel o envolviéndolos en papel dorado, dándoles la elegancia correspondiente para alcanzar el completo éxito al hacer esta receta de Ferrero Rocher caseros, delicados, sabrosos, y completamente tentadores.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista con consejos e ideas para crear una Navidad mágica, en familia y con amigos, llena momentos inolvidables.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo hacer Ferrero Rocher Caseros, te sugerimos que visites nuestra sección Postres – Dulces - Helados.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social