Cómo hacer claveles con arcilla polimérica

La arcilla polimérica o plastilina para horno, es una masa de modelar que nos permite crear y decorar todo tipo de elementos. Se trata de una masa muy sencilla de trabajar, que al ser cocinada en el horno del hogar, adquiere dureza y firmeza, lo que nos facilita hacer elementos funcionales de gran durabilidad.

Hoy aprenderemos a hacer flores tridimensionales con arcilla polimérica, para aplicar sobre cualquier objeto y decorarlo de una forma magistral.

Para realizar hermosos claveles bien fornidos, usaremos masilla de un color plano, el que más nos guste, ya sea en su versión original, mezclado con otro tono o aclarado con blanco. Lo estiraremos para crear una plancha bien lisa y lo más fina posible. Podríamos utilizar el rodillo, pero en esta labor la máquina para hacer pastas (la pastalinda) nos facilitará mucho la labor. En este caso no hace falta emprolijar los bordes, aunque queremos obtener una tira larga y más o menos uniforme, no cortaremos los bordes para dar mayor naturalidad al trabajo final.

Ya lista la tira fina de masa, procederemos a formar la flor. La tomaremos a lo largo y comenzaremos a enrollar de una manera despareja, alternando la masa en posiciones hacia delante y atrás, para que el rollo no tenga un formato rígido. Cuando hayamos alcanzado el tamaño deseado y ya veamos el esbozo de un bello clavel, presionaremos el extremo inferior para compactarlo y eliminaremos el sobrante, de modo de quedarnos con una especie de tallo corto y bien fino.

Luego, con una fina plancha de color verde, haremos la base de la flor, lo que emprolijará el trabajo y le dará mayor realismo, además de permitirnos insertar el tallo. Con esta misma pasta formaremos hojas, las que usaremos montadas al tallo y también debajo de la flor, sobre la base, tal y como se ven en los claveles naturales.

Luego, sólo resta cocinar al horno casero, a 130°C por 30 minutos. Ya cocido, dejamos enfriar y secar bien, y podremos adherirlo a casi cualquier objeto con pegamento de dos componentes, o con pegamento universal. No hará falta barnizarlo, ya que el clavel no es una flor brillante, aunque si queremos, podemos hacerlo usando barniz cerámico, barniz en aerosol o laca vitral.

Gracias por leer Cómo hacer claveles con arcilla polimérica , si te gustó este artículo, suscribete a cualquiera de nuestras redes sociales y recibe publicaciones destacadas todos los días. Solo tienes que hacer click aquí.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social