Cómo hacer Bocados de Cebolla

Receta para hacer Bocados de Cebolla

Las tapas, bocadillos y tentempiés han encontrado a su nueva estrella, con estos bocados de cebolla simples y completamente deliciosos. Sólo necesitas de algunos pocos ingredientes que ya tienes en casa para preparar esta sabrosura y sorprender a tus invitados con unos snacks fáciles que se lucirán con una presentación de lujo. Toma nota de la receta y sigue el paso a paso para hacer estos bocados de cebolla fáciles y rápidos.

Bocados de cebolla para compartir

La cebolla ha sido, por muchos años, una aliada indispensable a la hora de preparar nuestras comidas, ensaladas y botanas. Sabrosa y muy versátil, te proponemos darle un giro a los tradicionales aros y bocados de cebolla con una presentación de lujo y una técnica tan fácil que casi no podrás creerlo, mientras que disfrutarás de uno de los alimentos más saludables y naturales del mundo entero, ideal para dietas vegetarianas o con restricciones médicas.

Cómo cocinar bocados de cebolla rebozada. Preparación de bocaditos de cebolla. Bocados de cebolla fácil y rápido

© Depositphotos.com/mrsiraphol

Imagen 1. Con la misma receta puedes hacer aros de cebolla sensacionales, con doble y triple rebozado.

Hay un tip fundamental que debes cumplir para hacer esta receta: necesitas elegir la cebolla más grande que encuentres en el mercado. Puede ser blanca, morena, roja o la que prefieras, pero asegúrate de que sea tan grande como la encuentres, pues así simplificarás la cocción y harás una cebolla para compartir.

Ingredientes y materiales

Para hacer estos bocados de cebolla necesitas estos ingredientes:

- 1 cebolla, tan grande como encuentres
- 1 huevo
- 1 taza de leche, la que quieras
- 1 taza de harina, la que quieras (también sin gluten, si fuera necesario)
- 1 y 1/2 cucharaditas de sal marina fina
- 1 cucharadita de pimienta negra recién molida
- 1 cucharadita (o menos) de ajo en polvo
- Hierbas y especias secas molidas
- Aceite para freír

Y los materiales que debes tener a la mano son:

- Una tabla de picar
- Un cuchillo grande y de muy buen filo
- Un plato
- Dos bols profundos, para el huevo y para el rebozo
- Una olla de tamaño y profundidad adecuadas para freír
- Bandeja cubierta con dos o tres hojas de papel absorbente
- Una espumadera
- Un plato para servir
- Un pote pequeño que quepa al centro de tu cebolla en flor, para la salsa

Cómo preparar los bocados de cebolla

Corta apenas ambos extremos de la cebolla, y pela su capa externa. Pósala sobre la base (ese centro más firme que es la parte inferior de la cebolla, desde donde salen las pequeñas raíces). Con cuidado y usando un cuchillo muy afilado, corta la cebolla en cruz, sin llegar a dividirla del todo, sino dejando unos 10 a 15 milímetros de la base intactos, sujetando así todas las hojas. Luego, haz varios cortes más, sin llegar a la base y en cruz, como si estuvieras cortando una pizza o un pastel en, al menos, 24 porciones, más si puedes. Coloca la cebolla en el plato y déjala en la nevera por una y media a dos horas, para que las hojas se abran como si fuera una flor, lo que le dará una presentación genial a tus bocados de cebolla.

Ya listo, coloca en un bol grande la harina, la sal, la pimienta y las hierbas o especias elegidas. Mezcla bien, posa la cebolla al centro (asentando su base) y comienza a espolvorearla con la mezcla seca, asegurándote de que este rebozado penetre entre sus hojas abiertas, sin romperlas. Trata de que la mayor cantidad posible de secos queden adheridos a la cebolla, pero no en grumos.

En el otro bol, mezcla el huevo y la leche. Sumerge allí la cebolla, con la base hacia arriba, moviéndola dentro del líquido para recubrir tanto como puedas. Mientras calientas el aceite en una ollita de tamaño adecuado, repite el procedimiento de agregar mezcla de secos y después sumergir en la mezcla de huevo al menos dos veces más, finalizando con una capa de huevos.

Fríe en el aceite caliente colocando la cebolla con los “pétalos” hacia abajo por unos 2 a 3 minutos, dorándose. Dale la vuelta y fríe la base por 2 a 3 minutos más, hasta que notes tus bocados de cebolla bien dorados y deliciosos. Retira con la espumadera hacia un plato cubierto con papel absorbente, y deja enfriar lo suficiente como para poder tomarla con las manos.

Transfiere la cebolla al plato de servir. Usando el cuchillo de buen filo y punta angulosa, corta el tallo central (la base) para “liberar” cada pétalo y que pueda ser tomado con las manos fácilmente. Encaja allí mismo un pequeño platito con salsa de queso blanco, salsa barbacoa o la que quieras para acompañar estos geniales bocados de cebolla.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista con consejos e ideas para crear una Navidad mágica, en familia y con amigos, llena momentos inolvidables.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo hacer Bocados de Cebolla, te sugerimos que visites nuestra sección Guarniciones – Dips - Entradas.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social