Feng shui para la casa

Consejos de Feng Shui para la casa

¿Quieres mejorar las energías de tu hogar? ¿Necesitas un plus de alegría y un repelente para las malas vibras? Presta atención a estos consejos y ponlos en práctica para invitar a las energías positivas a asentarse en cada centímetro de casa, gracias a los sabios preceptos del Feng Shui.

Quita lo malo de la casa

Si quieres alejar lo malo y lo feo de tu hogar, comienza por hacerlo a mano propia. Bota a la basura la vajilla, cubertería, manteles, prendas de vestir, cortinas y todo elemento roto, dañado, con manchas, lo que no esté en impecable estado. Comer en platos trisados es una manera de decirle al universo que en verdad no te importa estar en un ambiente roto.

Quita también todo lo que no refleje vitalidad y felicidad: cuadros con fotos tristes, elementos bélicos o tendientes a la agresión, imágenes que te recuerden a personas de malas energías, animales embalsamados, plantas artificiales, flores secas, caballitos y estrellas de mar secos, macetas vacías. Reemplázalos por especies vivas y elementos llenos de vitalidad. Luego, arregla todos los desperfectos, como cables pelados, conectores sueltos, puertas que rechinan, muebles rotos, etc.

Muebles redondos para las buenas energías

El Feng Shui aconseja tener muebles, superficies y objetos redondeados, evitando las puntas en mesas y las esquinas pronunciadas de las estructuras. Si hubiera rincones cerrados, coloca allí plantas vivas de despliegue vertical, para evitar que las malas energías se acumulen allí. En la cocina, guarda en el cajón los cuchillos, tijeras y punzones.

El agua buena y el agua mala

El inodoro (poceta), los desagües y otras salidas del agua son capaces de acarrear la energía fuera de casa. Procura mantenerlos cubiertos con alfombrillas, gomas y tapones. En las zonas abiertas, aprovecha el agua beneficial: fuentes, estanques, floreros con gemas de colores son buenas ideas para conservar las energías de la casa, e incluso cuadros con imágenes de ríos, lagos y mar.

Ubicación de muebles según el Feng Shui

Recuerda que las camas, escritorios y sillas nunca deben estar frente a las puertas (especialmente la de ingreso al hogar), ni en conexión directa con la ventana. En lugar de ello, coloca un gran espejo, para que refleje y rechace la entrada de energías negativas.

Si fuese imposible mover la cama o el escritorio de frente a la puerta, bloquea la agresión de las malas influencias colocando un biombo o una maceta con plantas tupidas y altas.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista digital gratuita con consejos e ideas para estas Fiestas. Encontrarás recetas, manualidades, trucos de decoración y muchos tips más.

Si deseas leer más artículos similares a Feng shui para la casa, te sugerimos que visites nuestra sección Esoterismo y Espiritualidad.

Esta nota te fue útil?
11 valoraciones.
El 100% dice que es útil.

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social