Cómo evitar el sueño al conducir

Trucos para evitar tener sueño al conducir

Tomar el volante con sueño puede ser sinónimo de accidente, y de hecho lo es hasta en un 30 por ciento de siniestros - en ocasiones mortales -. Pese a que la mejor solución para evitar esto es haber descansado suficientes horas durante la noche, a veces puede que nos veamos obligados a conducir con sueño. En tal caso, existen varios trucos y dispositivos para combatir las ganas de quedarnos dormidos en la carretera.

Sistemas para no dormirse al conducir

Desde hace pocos años se viene comercializando un curioso sistema anti-sueño que se aplica de forma discreta detrás de la oreja y que emite una alarma sonora ante la inclinación de cabeza del conductor. Puedes ver más información en este gráfico.

Otro "gadget" para combatir las ganas de dormir en el coche consiste en un sensor que se coloca en el salpicadero del vehículo (delante del conductor) y emite una luz infrarroja, imperceptible para el ser humano, que apunta directamente a los ojos y registra los parpadeos. Al presentar somnolencia y cerrar los párpados con más frecuencia o desviar la mirada involuntariamente, el sensor infrarrojo emite una vibración en el asiento del conductor acompañado de un pitido (por medio de otro sensor y de software específico).

Es importante resaltar que estos dos métodos tecnológicos permiten seguir conduciendo; su función es avisar para que el conductor pare el coche hasta que esté en condiciones de volver.

Consejos para evitar tener sueño al conducir

Los dos dispositivos anteriormente explicados funcionan como complementos y resulta ideal no tener que utilizarlos nunca: la prevención es el mejor consejo para combatir la somnolencia al volante.

Después de una agotadora jornada de trabajo o estudios no conviene tomar el automóvil si se presentan síntomas de cansancio y sueño. En cualquier caso, se recomienda tomar un descanso cada 200 kilómetros recorridos o bien cada 2 horas, realizando una ligera caminata durante un periodo de 10 o 15 minutos. Si se notan síntomas de somnolencia, dormir en el mismo asiento durante unos 20 minutos (no más) es una buena forma de obtener alguna hora extra de energía y concentración para conducir seguros. También es obligatorio tratar de ponernos cómodos a la hora de conducir: respaldo bien ajustado, ropa cómoda, abrir aire acondicionado o ventanillas si hace calor, evitar discusiones o gritos de niños, etc.

No sobrepasar el límite de velocidad es otro consejo para no sentir cansancio al conducir, dado que a altas velocidades el cuerpo siente más tensión y debe concentrarse más. Finalmente, masticar un chicle u otra golosina puede ser interesante para mantener la concentración del conductor y evitar cerrar los ojos de forma involuntaria.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista digital gratuita con consejos e ideas para estas Fiestas. Encontrarás recetas, manualidades, trucos de decoración y muchos tips más.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo evitar el sueño al conducir, te sugerimos que visites nuestra sección Educación vial.

Esta nota te fue útil?
11 valoraciones.
El 82% dice que es útil.

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social