Cómo Empezar una Colección

Cómo Empezar una colección fácilmente

Empezar una colección es un genial proyecto para hacer a solas o para compartir en tu tiempo libre. Puedes hacerlo con tus hijos, tu pareja, incluso una amistad que viva a la distancia y hasta con un grupo de amigos, aportando cada quien un nuevo elemento cuando lo encuentren.

Puedes comenzar una colección con practicamente cualquier tipo de elemento, sean o no de valor, antiguos o no: se trata de seguir una pauta y reunir esos objetos, proponiéndonos hallarlos en diversos sitios, en la ciudad, de vacaciones, cerca y lejos. Aprende tips sencillos para lograrlo, con estos consejos.

Elige el tema para coleccionar

Empezar a coleccionar algo implica elegir un elemento en sus distintas presentaciones, o que se refieran a una cierta ocasión o momento histórico, y hasta que te recuerden a un tema en particular. Cuanto más específica sea la definición, más puntual será tu colección.

Puedes coleccionar libros de un autor, de una temática, de un tiempo histórico, de una cierta editorial, de un país o región de procedencia o bajo cualquier clasificación; también coleccionar llaves de bronce, planas, o antiguas; o postales, hasta tener una de cada país del mundo… las opciones son virtualmente infinitas.

Consejos para empezar a coleccionar. Cómo iniciarte en la colección de objetos. Tips para coleccionar algo

© Depositphotos.com/FedeCandoniPhoto

Imagen 1. Las tiendas de usados y los mercados de pulgas son buenos sitios para encontrar objetos coleccionables.

Para hacer más ameno el proyecto, elige temas que no sean tan arduos de hallar en un principio. Si decides empezar una colección con coches clásicos que pertenecieron a celebridades, tus opciones serán más escuetas. En cambio, arranca con postales de cada país del mundo, o libros de un cierto autor, y luego expande tus horizontes.

Coleccionar algo debe ser una tarea

No lo dejes librado al azar: crea un hábito en buscar y encontrar objetos para tu colección. No se trata de obsesionarse al respecto, sino de proponerte metas realistas que te mantengan entusiasmado.

Proponte, por ejemplo, sumar un elemento cada mes, dependiendo de qué se trate, claro. Si coleccionas jarros conmemorativos de los Parques Nacionales que visites, por ejemplo, quizás sea difícil agregar uno cada mes: esta colección se irá agrandando conforme vayas visitando nuevos lugares, quizás incluyendo parques del extranjero o sitios históricos también.

Por otro lado, digamos que coleccionas fotografías antiguas que compras en el mercado de las pulgas o por Internet: en este caso, no adquieras decenas el primer mes, y te olvides de ese impulso al segundo. En su lugar, proponte hallar una nueva foto cada mes, cada quincena o cada semana si quieres, sólo una, para estar siempre motivado y expectante desde el momento de empezar una colección y casi para siempre.

La clave para coleccionar algo es hallar un elemento, un tema, una época o una situación que nos hable directo al corazón. Podrás encontrar muchísimos buenos objetos en el mercado, en casa de tus amigos y casi en cualquier sitio, pues nada es más fácil de hallar que aquello que nos gusta, que atrapa nuestra vista y nos invita a empezar una colección que nos acompañará durante muchísimos años.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista digital gratuita con consejos e ideas para estas Fiestas. Encontrarás recetas, manualidades, trucos de decoración y muchos tips más.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo Empezar una Colección, te sugerimos que visites nuestra sección Arte y Cultura.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social