Cómo elegir un ritual apropiado

Ya que hemos aprendido Cómo Hacer Para realizar rituales con la mejor de las intenciones y nuestra mejor predisposición, y que hemos también aprendido a reconocer los días y los momentos más propicios para realizar nuestros rituales para llamar a la buena fortuna, es momento de saber un poco más sobre los distintos rituales que podemos realizar... y también que sepamos reconocer aquellos de los que es mejor alejarse.

Para cada deseo, habrá un ritual o una actividad propicia. Lo más importante es tener el corazón puro y la mente despejada, para alejar lo negativo y atraer lo positivo. Existe una gran variedad de rituales, que aquellos conocedores distinguen según nombres que los caracterizan.

Los rituales de purificación son aquellos que buscan alejar lo malo, los demonios, las malas energías, etc. Suelen ser realizados usando el agua como elemento importante, ya sea en rituales similares a un bautismo, o utilizando el agua como un elemento (en cuencos o recipientes).

Los rituales de sangre, en cambio, son más profundos y personales, y no han de ser realizados sin tener mucha concentración y conocimiento al respecto. Su nombre proviene del uso de la sangre (propia o, según las culturas, de animales) como elemento de interés. Estos rituales no son positivos, por lo que es mejor mantenernos alejados de ellos, ya que además representan un gran peligro para los presentes.

Los rituales de paso son aquellos que se realizan en momentos determinados de una persona. Según las culturas y creencias, son las actividades que determinan el cambio de la existencia, como en la pubertad, el matrimonio u otros. Suelen ser activados, simplemente, mediante una mentalidad o estado de ánimo puro y bien intencionado. Estos rituales incluyen los funerarios y los de conmemoración, como así también los de iniciación.

Similares a los anteriores, están los rituales referidos a fenómenos naturales, como los solsticios o los inicios de las estaciones del año, o bien en momentos que determinen ciertos sucesos, como el inicio de la época de siembra, de cosecha u otros. En estos rituales se llama a la abundancia, a la benevolencia y a la buena fortuna con rezos, bailes y actividades personales e inocentes, sin la utilización de elementos.

Sea cual sea el tipo de ritual que escojas, hazlo con las mejores intenciones, porque solo lo positivo atrae lo bueno de la vida.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista con consejos e ideas para crear una Navidad mágica, en familia y con amigos, llena momentos inolvidables.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo elegir un ritual apropiado, te sugerimos que visites nuestra sección Esoterismo y Espiritualidad.

Esta nota te fue útil?
9 valoraciones.
El 100% dice que es útil.

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social