Cómo saber que ordenador necesitamos comprar

Cómo comprar una computadora

Adquirir un computador de escritorio no tiene por qué ser algo complicado, si sabes lo que estás buscando. Para quienes no tienen tantos conocimientos en el tema, la siguiente guía les ayudará a comprenderlo, y a tomar la mejor decisión.

A la hora de elegir tu próximo ordenador, hay ciertas características a las que tendrás que prestar atención. El primer paso, como siempre te recomendamos, es pensar en el uso específico y potencial que tendrá tu computadora. Debes determinar, de antemano a la compra, si se tratará de un elemento de uso personal o laboral, si usarás el ordenador para ver películas, para crear diseños, para jugar juegos, y también deberás determinar el tipo de conexión y los accesorios a instalar, según los usos que le darás. Todo ello te permitirá saber por dónde comenzar la búsqueda, averiguando antes de salir de tu hogar sobre las promociones disponibles en el mercado.

Lo que debes saber antes de comprar una CPU

El ordenador puede ser adquirido en paquete completo, que es lo más recomendable para la primera compra, o bien sólo el CPU o el gabinete, que es el cerebro del ordenador. Si ya cuentas con monitor y accesorios, esta será tu real necesidad, evitando así gastar de más en teclado, mouse, parlantes, cámara web, auriculares y otros periféricos, si es que ya cuentas con los necesarios.

La elección del CPU responderá a las necesidades de cada usuario, entre ellas:

Disco rígido

El disco rígido es el periférico que permite almacenar la información y los archivos. Su capacidad se mide en Gb (Gigabytes). Debes elegir la capacidad acorde a tus necesidades, e incluso apenas superior. Si quieres ahorrar en la compra, no te excedas en este número. Muchos pagan de más adquiriendo un CPU con 500 Gb de almacenamiento, y terminan guardando su información en discos o en memorias extraíbles, sin dar verdadero uso a este elemento.

Memoria RAM

Por otro lado, contamos con la memoria RAM, que es la “memoria de acceso aleatorio”, y es donde se almacena la información de los programas y funciones mientras están en uso. A mayor memoria RAM, mayor reacción y capacidad de funcionamiento tendrá el ordenador, permitiendo también funciones simultáneas sin que la máquina se “congele”. 

Procesador

Es el cerebro, el motor de funcionamiento de un ordenador. Su capacidad de acción se mide en la velocidad en valores de Gz (gigahercios), y también en la cantidad de núcleos o procesadores que trabajan en simultáneo para realizar las operaciones. Mientras más núcleos y velocidad, más rápido trabajará, pero ten presente siempre si realmente usarás muchos programas a la vez como para necesitarlo.

Otros detalles

Luego, el uso estimado para el ordenador dictaminará sus demás características necesarias. Por ejemplo, la tarjeta de video permite la ejecución de videos sin demoras, al igual que juegos online y de disco. También la tarjeta de sonido permite la más óptima ejecución y fidelidad de audio, a mayor valor de la misma. La tarjeta gráfica sirve para la reproducción de sistemas televisivos en pantalla, sin interrumpir con el funcionamiento del ordenador a mayor capacidad de la misma.

Presta atención a los puertos de conexión del ordenador. La mayoría de los gadgets y accesorios cuentan con conexión USB, por lo que debes contar con seis (en adelante) puertos USB 2.0 o superior.  Finalmente, escoge el sistema de conexión y accesibilidad a Internet más adecuado a tus disponibilidades (ADSL, WiFi), y el sistema operativo más conveniente para tu uso y costumbres (Windows, Mac, Linux, Amiga, Guada y otros).

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista digital gratuita con consejos e ideas para estas Fiestas. Encontrarás recetas, manualidades, trucos de decoración y muchos tips más.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo elegir la mejor computadora de acuerdo a tus necesidades, te sugerimos que visites nuestra sección Ahorro y Economía en el Hogar.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social