Cómo elegir el abrigo

Cómo elegir el abrigo según el cuerpo

Es momento de comprar un abrigo y hay que saber que no todos van bien, sino que debemos elegirlo de acuerdo a nuestro cuerpo.

Las mujeres que son altas pueden optar por aquellos abrigos que den "la impresión" de ancho, como el trench. No se recomiendan los cortes muy largos ni los demasiado ajustados, porque darán la sensación de ser aún más altas. Lo ideal es que llegue hasta la mitad de las piernas y que se cierre en forma diagonal. Además, deben evitar los que tienen cremallera o botones en el centro, porque hacen lucir más rellenita.

Aquellas que no tienen mucha estatura deben evitar los de corte largo, porque harán que se vean más bajas. Una excelente idea es el abrigo ajustado de tres cuartos, y nunca se debe usar gruesos y abultados porque ensanchan y quitan altura.

En cuanto a las señoritas con algunos kilos de más, se recomiendan sobre costuras visibles, líneas verticales y cremallera, nunca líneas horizontales ni estampados grandes porque engordan.
Los abrigos corte imperio o la gabardina son ideales para las que tienen bastante cadera, siempre y cuando no sean demasiado largos, lo suficiente para ocultar el área que se desea.

Finalmente, las que tienen poca cintura es mejor que utilicen abrigos "de princesa", con cuello redondeado, más ancho abajo y ceñidos en la parte superior. También se pueden usar los que tienen cinturón, para un toque más femenino.

El abrigo según el color

Los abrigos de colores cálidos se recomiendan para las mujeres rubias de piel blanca y ojos claros. Pueden ser abrigos marrón, café, gris, verde o amarillos. Las que tienen cabello oscuro pueden usarlos también, a excepción de las que son muy pálidas. Si ese es el caso, es mejor uno marrón, camel, beige o rojo.

Los abrigos de tonos fríos quedan mejor en mujeres castañas, o rubias oscuro con ojos marrones. Estos son el rosa, el burdeo y el gris. Para las morenas, lo mejor será llevar colores fuertes como el blanco, azul eléctrico o fucsia.

Cómo combinar el abrigo 

En cuánto a la combinación de abrigo con el resto del vestuario, es preciso saber que si es largo y elegante, debajo se puede llevar cualquier cosa, siempre y cuando en los pies se elijan tacones. Si el abrigo es corto, usaremos botas o zapatillas deportivas y faldas hasta las rodillas. Si es tres cuartos, habrá que evitar faldas o vestidos mucho más largos que el abrigo, y optar por jeans o pantalones.

Analiza la prenda en el momento de comprar, observando el material interior y exterior, las costuras, que sea cómodo, que la tela sea abrigada y sobre todo, piensa con qué prendas lo llevarás o en qué ocasión, para evitar comprarlo y no usarlo.

Si quieres llevarlo en todo momento, entonces es preferible que sea un "todo terreno", de color negro, para llevar al trabajo, a una cita, a una reunión, a un cumpleaños o a una cena con amigas.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista con consejos e ideas para crear una Navidad mágica, en familia y con amigos, llena momentos inolvidables.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo elegir el abrigo, te sugerimos que visites nuestra sección Vestimenta.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social